Ana Julia Quezada empleó contra Gabriel «una violencia intensa y extensa»

Ana Julia Quezada empleó contra Gabriel «una violencia intensa y extensa»

El internista del SAS Nicasio Marín, responsable del informe médico de la acusación particular, considera que hablar de asfixia es «banalizar» las causas de la muerte de Gabriel Cruz

ALICIA AMATEAlmería

A puerta cerrada en respuesta a la recomendación del Servicio de Atención a Víctimas de Andalucía aprobada por el Ministerio Fiscal, una quincena de facultativos, forenses y expertos en toxicología declaran esta mañana en la Sala del Jurado con el objeto de presentar la prueba pericial médica que permita determinar las circunstancias de la muerte del niño Gabriel Cruz, de ocho años de edad, a manos de la expareja de su padre, Ana Julia Quezada.

Sobre lo que esta mañana se ahonda en la sala en la que se sientan las nueve personas que deberán decidir el futuro de Quezada apenas trasciende algún detalle. Sin embargo, Nicasio Martín, internista del Servicio Andaluz de Salud (SAS) encargado de elaborar el informe médico presentado por la acusación particular ha descrito esta mañana su estudio como el «corazón» de la prueba.

«Hemos aportado pruebas y evidencias de una violencia intensa y extensa», ha apostillado Marín quien considera que la «simplificación» de este crimen como un caso de asfixia supone «banalizar» lo ocurrido en Rodalquilar el 27 de febrero del año pasado.

Al respecto, ha referido sobre los detalles «terribles» que tendrá que escuchar el jurado y la «crudeza» con la que, a su juicio, se produjo la muerte del menor.

Además de Marín, por la sala del jurado han pasado otros especialistas del Instituto de Toxicología y Ciencias Forenses, entre ellos el director de la delegación de Sevilla, o el Instituto de Medicina Legal. Cuatro de los declarantes de hoy está previsto que lo hagan a puerta cerrada.