Almería registró once violaciones entre los meses de abril y junio

Almería registró once violaciones entre los meses de abril y junio

Los datos del balance de criminalidad del Ministerio del Interior muestran un aumento en agresiones sexuales y asesinatos

A. AMATEALMERÍA

El Ministerio del Interior ha hecho público el balance sobre criminalidad del primer semestre de este año. De forma trimestral, este organismo recopila las infracciones penales registradas en comunidades autónomas, provincias, capitales y localidades con población superior a 30.000 habitantes de acuerdo a los datos -pendientes de consolidar, eso sí- aportados por Guardia Civil y los distintos cuerpos de Policía (local, autonómica y nacional). En el caso de la provincia de Almería por lo tanto, además del cómputo total, se recogen las cifras de la capital, El Ejido y Roquetas de Mar, municipios que superan el criterio de población marcado por Interior.

En base a los datos provinciales que aparecen en el balance, destaca el cómputo total de agresiones sexuales con penetración, es decir, violaciones, que se registraron en los municipios almerienses. A finales de junio de este año se habían denunciado doce delitos de este tipo. De ellos, uno corresponde al primer trimestre de 2018 por lo que se deduce que entre los meses de abril y junio de este año se denunciaron once violaciones en la provincia. Cifra que casi duplica las siete producidas en el mismo periodo de tiempo del año pasado cuando, en total, se denunciaron 17 agresiones sexuales con penetración en municipios almerienses.

De las doce violaciones, cuatro se registraron en la capital, dos en El Ejido y otras tantas en Roquetas de Mar. Las cuatro restantes, dado el sistema de registro de este balance, habrían ocurrido en localidades almerienses con menos de 30.000 vecinos -es decir, cien de los 103 pueblos de la provincia- por lo que no aparece especificado el lugar en el que se produjeron.

Aumento generalizado

De seguir produciéndose agresiones sexuales de este tipo con una media de dos al mes -como es el caso de este 2018- se podría llegar a las 24 producidas el pasado año 2016, por ahora, el dato más elevado de violaciones registrado en la provincia de Almería desde que se recoge esta modalidad delictiva en el balance de criminalidad del Ministerio del Interior.

En el panorama andaluz, por su parte, también se observa durante el segundo trimestre del año un aumento en el número de violaciones, registrándose un total de 94 en los primeros seis meses del año frente a las 78 denunciadas el año anterior, lo que supone un aumento del 20 por ciento. De ellas, 53 se produjeron entre abril y junio.

La misma tónica sigue el cómputo general del país donde las agresiones sexuales con penetración mantienen durante los dos primeros trimestres de este año un crecimiento en torno al 28,5 por ciento respecto al año anterior. Según los datos del Ministerio, durante el primer trimestre de este año -entre enero y marzo- se denunciaron 289 violaciones en todo el país mientras que, entre abril y junio, fueron 417. El total nacional de asciende a 788 delitos de este tipo.

Dentro de los indicadores de criminalidad con los que trabaja el Ministerio de Interior, las agresiones sexuales con penetración forman parte de los delitos contra la libertad e indemnidad sexual. Esta tipología delictiva se ha visto reducida en el último año dado que hasta junio se registraron 89 infracciones penales de este tipo frente al centenar de la primera mitad de 2017. En total, el año pasado se contabilizaron 184 delitos contra la libertad sexual, un 3,4 por ciento más que en 2016.

Un asesinato al mes

En términos porcentuales, las violaciones son el segundo indicador con mayor crecimiento interanual, refleja el balance. El primero es el relacionado con los homicidios dolosos y asesinatos consumados que, pese a que en cifras absolutas resulta una cantidad menor, respecto al año anterior supone un crecimiento de 133 por ciento. Entre enero y junio del año pasado se perpetraron en la provincia tres homicidios mientras que hasta junio son ya siete los conocidos, ello supone, que una persona al mes muere a manos de otro individuo en la provincia.

Por otro lado, este dato de siete asesinatos u homicidios supera el total de 2016, con seis casos, y de 2017, con cinco. De hecho, hay que remontarse al año 2012, cuando se produjeron once delitos de este tipo en la provincia, para encontrar una cifra que supere los siete anuales que ya se han registrado solo en la primera mitad de este año. De estos, dos se perpetraron en Almería capital, otros dos en El Ejido y uno más en Roquetas. Los tres restantes, pertenecerían a otros municipios almerienses no determinados por el Ministerio.

Más

Fotos

Vídeos