Afectados de iDental descubren críticas personales en sus fichas

Grupo de pacientes de la clínica dental de Almería que cerró sus puertas en junio dejando tratamientos sin finalizar. /E. F.
Grupo de pacientes de la clínica dental de Almería que cerró sus puertas en junio dejando tratamientos sin finalizar. / E. F.

La asociación almeriense denuncia que el personal de la clínica realizaba comentarios despectivos en los expedientes sanitarios de sus pacientes

Alicia Amate
ALICIA AMATEALMERÍA

Nuevo episodio de la historia de los afectados de iDental de Almería que, después de seis meses desde que cerrara la clínica, continúan en la lucha por finalizar sus tratamientos dentales. Uno de los principales requerimientos de este colectivo -que en la provincia se cuenta por miles- era obtener sus historiales clínicos para poder acudir a otros especialistas ya que, sin ellos, resultaba imposible finalizar las intervenciones, en muchos casos, muy complejas y costosas.

Finalmente, tras la última intervención policial, los expedientes de los pacientes de la clínica fueron puestos a disposición de la Consejería de Igualdad, Salud y Políticas Sociales que se hace cargo de entregarlos a los afectados desde el pasado mes de septiembre.

Desde entonces, estos historiales clínicos han sido recuperados por sus titulares quienes han descubierto que en ellos había algo más que comentarios sobre sus tratamientos. «Las personas que nos atendían hacían juicios de valor de nuestra persona», indicó la portavoz de la asociación de afectados de iDental en Almería, Elvira Fajardo. Señala comentarios en su propio historial como que «es inquieta y tiene mal temperamento». Lamentó al respecto que estas indicaciones hacían que el trato que recibía en la clínica fuera negativo: «Me dejaban en una esquina esperando que llegara mi turno, y eso no lo hacía Winston Hill, lo hacían estas señoritas que nos atendían aquí en Almería (...). Me dejaban horas y horas esperando». Un hecho que, consideran desde la asociación, refleja una falta de profesionalidad por parte del personal.

En otro orden de cosas, y también en relación con la situación de los afectados almerienses, Fajardo indicó que «por cuarta vez han echado para atrás los estatutos de la asociación» por parte de la Junta de Andalucía con la que «estamos luchando para que nos reconozca como asociación sin ánimo de lucro». Sin embargo, expone, «no hacen más que ponernos impedimentos y mandarnos de una delegación a otra», algo que considera «penoso».

Según los documentos, tanto del colectivo de afectados como de la Administración andaluza, la problemática reside en que para la Junta se trataría de una asociación de consumidores y usuarios mientras que los pacientes de iDental pretenden constituirse como asociación sin ánimo de lucro, dos figuras con requisitos y estatutos distintos.

Ahora, bajo el nombre Adaia (Asociación de Afectados de iDental tal de Almería) tratan, de nuevo, de conseguir su inclusión como asociación tal y como ellos la idearon.

 

Fotos

Vídeos