Absuelven a un hombre que apuñaló a un trabajador de dependencia en Almería cuando sufría un brote psicótico

Absuelven a un hombre que apuñaló a un trabajador de dependencia en Almería cuando sufría un brote psicótico

Tenía sus capacidad volitivas y cognitivas «completamente anuladas» en el momento de los hechos

EP

El Juzgado de lo Penal número 2 de Almería ha absuelto de un delito de lesiones a un hombre diagnosticado de esquizofrenia paranoide que apuñaló a su cuidador al sufrir un brote psicótico, sentido en el que tenía sus capacidad volitivas y cognitivas «completamente anuladas» en el momento de los hechos.

La sentencia, consultada por Europa Press y contra la que cabe recurso de apelación ante la Audiencia Provincial, contempla la eximente completa de alteración psíquica para absolver al acusado, al que no obstante, impone que siga un tratamiento durante un periodo de dos años así como una indemnización de 1.510 euros al perjudicado.

El fallo se fundamenta especialmente en el informe del médico forense que exploró al acusado y corroboró el brote que había sufrido en su vivienda cuando estaba al cargo de su cuidador en su domicilio de Vícar en marzo de 2015.

Según trasladó la Jefatura de Policía Local de Vícar en su momento, el herido tuvo que se trasladado hasta el Hospital de Poniente en El Ejido (Almería) debido a la herida que presentaba en el costado, por el que necesitó cirugía y que le mantuvo 14 días apartado de su actividad habitual.

Los agentes de policía acudieron al lugar de los hechos tras recibir una llamada desde el servicio de Urgencias del Centro de Salud de Puebla de Vícar en la que alertaban del ingreso de un varón de 57 años con una herida penetrante en el costado izquierdo de unos siete centímetros.

Personados en el domicilio del presunto autor del apuñalamiento, procedieron a su localización, identificación y detención. Asimismo, en un registro del interior de la vivienda localizaron el arma supuestamente utilizada en el ataque.

El acusado fue trasladado al Centro de Salud de Puebla de Vícar, donde fue sometido a reconocimiento médico por parte de la doctora del Servicio de Urgencias, quien a tenor del trastorno mental que presentaba y al historial médico del detenido, determinó su inmediato traslado e ingreso en la Unidad de Salud Mental del Hospital de Poniente.