Almería se concentra tras la sentencia de la Manada