Saltar Menú de navegación
Hemeroteca |
ALMERÍA - JAÉN - GRANADA | Personalizar edición | RSS | ed. impresa | Regístrate | Miércoles, 22 octubre 2014

Portada

Cerrar Envía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

Nombre Email remitente
Para Email destinatario
Borrar    Enviar

Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

Nombre* Email*
* campo obligatorioBorrar    Enviar
La Reina de España inauguró ayer -según sus propias palabras- «uno de los museos más innovadores» que jamás había visto a lo largo y ancho del mundo. Y ese lugar está en Granada. A última hora de la mañana, Don Juan Carlos y Doña Sofía, tras visitar los laboratorios de la farmacéutica Rovi en el Campus de la Salud, descubrieron la placa que da vida a un laboratorio del arte: el nuevo Centro Cultural CajaGranada Memoria de Andalucía, el imponente edificio vanguardista que se levanta en la zona sur de Granada como si de una gran puerta de entrada al futuro se tratase.
Tan visuales e impactantes son algunas de sus dependencias, como el teatro Isidoro Máiquez, que los Reyes rompieron el protocolo y pidieron poder disfrutar brevemente de sus butacas y de una perspectiva general de la polivalente sala. Al bautizo de este proyecto, presupuestado en 35 millones de euros a cargo de la obra social de la entidad financiera, acudieron -además de decenas de vecinos que aguardaban en los aledaños para saludar de lejos a los monarcas- la ministra de Sanidad y Política Social, Trinidad Jiménez; el presidente de la Junta de Andalucía, José Antonio Griñán; el alcalde de Granada, José Torres Hurtado; las máximas autoridades locales y provinciales; así como más de trescientos representantes del mundo cultural, político y social de Andalucía y España, que se unieron a los Reyes al final del recorrido, en la amplísima sala de exposiciones temporales, donde se descubrió una placa conmemorativa antes de celebrar un cóctel en el que Doña Sofía reconoció: «Me ha encantado, tengo muchas ganas de volver y verlo tranquilamente».
La Reina llegó a esta conclusión tras disfrutar en compañía del principal anfitrión, el presidente de CajaGranada, Antonio Claret García, detalles como el chamán interactivo de la Cueva de la Pileta, un personaje 'extraído' de la Málaga del 15.000 a. c, que en este museo del futuro se convierte en una figura con aspecto casi real que va narrando su propia historia. El personaje es uno de los 'Protagonistas de la Historia de Andalucía', figuras que recrean distintas épocas y lugares -desde la Prehistoria hasta el siglo XXI- y que narran acontecimientos, formas de vida, oficios o líneas de pensamiento.
Los humanos aparecen en pantallas de alta definición de gran formato y es el visitante -en este caso Doña Sofía- el que, a una distancia aproximada de un metro y medio, elige algunas de las aplicaciones del juego, sólo moviendo una de las manos y gracias a un lector de infrarrojos. Imágenes de manadas de caballos trotando y almendros en flor se sucedieron en las cinco inmensas pantallas de la sala llamada 'Diversidad de Paisajes'. En primer plano, Sus Majestades admiraban otros elementos como la vitrina de 'Artes de Caza sin armas de fuego'.
Don Juan Carlos comentó con José Antonio Griñán, presidente de la Junta de Andalucía, que los niños iban a disfrutar a buen seguro de la tecnología ideada por la empresa sevillana GPD, cuyo director, Boris Mika, ha firmado proyectos en todo el mundo, como las salas audiovisuales del Museo de Historia de Valencia, el Olimpia de Atenas (Grecia), o el Arqueológico de Alicante, premio al Mejor Museo Europeo 2004.
Este currículum, sumado al del arquitecto Alberto Campo Baeza, quien concibió el espectacular edificio, exponente, como sus contenidos, del siglo XXI, fueron más que suficientes para que la Reina se apasionase con otros detalles como 'Ventanas de la Historia'.
En ella, un narrador representado por actores de la talla de Carlos Álvarez y Cuca Escribano dialoga con el visitante y le anima a seguir pistas para conocer pasajes del legado histórico andaluz. Durante el recorrido, que se prolongó más de lo previsto por la curiosidad de los Reyes, Don Juan Carlos bromeó sobre los numerosos artilugios tecnológicos, porque de probarlos todos se verían obligados a alargar la visita el día entero.
Quizá por eso, el director del Centro Cultural, Enrique Moratalla, ilustró a los Reyes sobre las aplicaciones más punteras, como los mapas en relieve sobre distintos aspectos medioambientales de la Comunidad Autónoma.
El Milenio en el discurso
Minutos después de que los Monarcas culminasen su recorrido por el Museo del Centro Cultural, el presidente de CajaGranada, Antonio María Claret, afirmó ante ellos: «En estos años, además de trabajar por ser una entidad financiera sólida y solvente, hemos tratado de ser la Caja de la Cultura y la Solidaridad.
Al igual que fuimos pioneros en los microcréditos, hemos querido ser pioneros en un proyecto sin precedentes en Andalucía: un museo que albergará la memoria de nuestra tierra y de sus gentes, que es la historia de una parte esencial de España».
Claret García insistió en su agradecimiento a los Reyes de España por su presencia y subrayó que el Centro Cultural es la «contribución a la prosperidad general desde la apuesta por el conocimiento, la educación y la cultura».
En este acto simbólico, el responsable aseguró que se trataba del momento «más brillante» de los casi 120 años de existencia de la caja de ahorros. Asimismo, destacó su compromiso por la cultura «tolerante y abierta» y señaló que ese podía ser el punto de partida para la conmemoración, en 2013, del Milenio de la fundación del Reino de Granada. Unos 300 invitados asistieron a estas palabras entre las cuatro paredes de una sala de exposiciones que exhibe una selección de arte de CajaGranada integrada por 350 obras de firmas españolas e internacionales realizadas entre 1572 y 2009, en cuya nómina de autores figuran Francis Bacon, Dalí y Picasso.
La visita real concluyó con un reducido almuerzo en el restaurante mirador Tartessos, en el último piso del edifico pantalla, de 42 metros de altura, cuyas vistas, de nuevo, fascinaron a los Monarcas, tanto, que Doña Sofía declinó que cerrasen los 'stores' a pesar de que el sol incidía de lleno en su mesa.
Y aunque ayer le tocó el turno a la realeza -desde hoy y hasta el domingo 31 de mayo-, el Centro Cultural CajaGranada Memoria de Andalucía abrirá al público, al pueblo llano, en un amplio calendario de puertas abiertas.
Este laboratorio del arte y el conocimiento permanecerá operativo todos los días de 10.00 a 20.00 horas, menos los domingos, de 10.00 a 14.00 horas. Un privilegio que tiene fecha de caducidad: a partir del martes 2 de junio se solicitará la compra de entrada para acceder.
Opina

* campos obligatorios
Listado de comentarios
Vocento
SarenetRSS