El rector resalta «la riqueza cultural» que aportan los inmigrantes

A. V. F.

«Favorecer la integración de una gran masa humana con los almerienses autóctonos no debe en modo alguno ser un compromiso reglado desde las administraciones. Es un compromiso ético con la igualdad de oportunidades, con el respeto a las minorías y con la riqueza cultural que nos aporta el largo centenar de nacionalidades distintas que conviven en esta tierra hospitalaria bañada por el Mar Mediterráneo».

Con estas palabras el rector de la Universidad de Almería, Pedro Molina, ha inaugurado el II Encuentro Mediterráneo de Mediación Intercultural. Un acto en el que ha estado acompañado por el delegado del Gobierno andaluz en Almería, Manuel Recio.

Pedro Molina ha recordado que desde la UAL se han llevado a cabo recientemente acciones para reafirmar el compromiso de la institución académica a favor de la integración de la comunidad inmigrante. Así, el rector ha citado el convenio con la Junta para crear el Observatorio de la Inmigración y por primera vez se ha implantado el Secretariado de Interculturalidad en el Campus.

Por su parte, el presidente de la Asociación 'Mediadores sin Frontera', Hugo Saquilán, organizadores del evento, se ha referido al importante papel que desarrollan los mediadores interculturales. «Somos conscientes que tanto en la provincia de Almería como en la comunidad de Andalucía y en todo el territorio español se está tomando conciencia de la necesidad de investigar, analizar, instrumentar medidas y acciones más efectivas y eficaces para avanzar en el proceso de integración del colectivo inmigrante», ha afirmado el responsable de Mediadores, Saquilán.