Piden alimentos para paliar las necesidades del pueblo saharaui

La Diputación presta su ayuda a la Asociación Amigos del Sahara

R. DÍAZ
ALIMENTOS. El diputado Juan López y Mireya Jiménez. MANZANO/
ALIMENTOS. El diputado Juan López y Mireya Jiménez. MANZANO

La Diputación Provincial de Almería prestará su ayuda y colaboración a la Asociación de Amigos del Sahara para trasladar el próximo día 9 de febrero un camión con entre 20 y 30 toneladas de alimentos no perecederos al campo de refugiados saharauis en Tindouf, en Argelia.

Este vehículo saldrá de Almería y se dirigirá al puerto de Alicante, donde embarcará con destino al puerto de Orán y desde allí se dirigirá hasta los campamentos de refugiados.

El transporte de los alimentos es posible gracias a la colaboración que presta la Diputación de Almería, tal y como apuntaron ayer el diputado Juan López Camacho que anunció esta iniciativa junto a la presidenta de la citada asociación, Mireya Jiménez.

Alimentos como arroz, legumbres y galletas, paliarán las necesidades alimenticias de miles de familias saharauis que malviven refugiadas en Argelia, lejos de la amenaza que supone para ellas la ocupación de sus tierras por los marroquíes, contra los que combate el Frente Polisario, que aspira al reconocimiento internacional de la República Democrática Árabe Saharaui.

Camacho y Jiménez llaman a la solidaridad de los almerienses para que aporten alimentos para los saharauis. En este sentido, está previsto que el próximo día 9 el camión se ubique en el puerto de Almería, a partir de las 9.00 horas, para que los almerienses, tanto los ciudadanos a título individual como otros colectivos, puedan realizar su aportación de víveres.

Infrahumano

El diputado y la presidenta de la asociación destacaron que ésta es una buena causa y que en estos momentos el pueblo saharaui está atravesando muchas dificultades, «porque está viviendo en unas condiciones infrahumanas en pleno siglo XXI».

Mireya Jiménez agradeció las muestras de solidaridad de los almerienses con los saharauis, gestos que se repiten año tras año, no sólo en invierno, sino también en verano, cuando muchos niños pasan las vacaciones en familias de acogida, donde se aíslan de las altas temperaturas que se alcanzan en el desierto, donde las condiciones de vida y supervivencia son muy extremas. Jiménez recuerda que el Sahara Occidental fue colonia española hasta la muerte del caudillo, cuando se produjo la Marcha Verde.

Desde la asociación se ha pedido a los diferentes fuerzas políticas que tengan en cuenta el tema del Sahara en sus programas electorales.

Jiménez pide a los ciudadanos «que tengan conciencia de esto a la hora de ejercer su derecho al voto» en las próximas generales y autonómicas. Dice que «los pueblos saben de dónde viene todo lo que les llevamos» y que «si hoy el Sahara fuese una provincia española con derecho a voto, más de un partido se hubiera llevado una sorpresa en las últimas elecciones». Las personas que quieran colaborar pueden contactar a través del 661 97 15 19.