Ideal

Granada, 13 ene (EFE).- Los colectivos integrados en la Marea Amarilla, plataforma que exige recuperar las conexiones ferroviarias de la provincia de Granada, asegura que el aislamiento ferroviario que se prolonga desde hace 21 meses por las obras del AVE no es "técnicamente necesario" y pide depurar responsabilidades.

En un comunicado, la Marea Amarilla ha asegurado que la interrupción del tráfico de trenes aprobada en abril de 2015 para avanzar en las obras del AVE a Granada no era necesaria y ha responsabilizado al Ministerio de Fomento, Adif y Renfe de condenar a Granada por el aislamiento ferroviario.

Este movimiento ha asegurado que, según los datos técnicos que ha recopilado, las obras se podían ejecutar sin los cortes de tráfico que se mantienen desde hace 21 meses, por lo que ha exigido conocer quién decretó el corte del tráfico, con qué criterio y si alguien asumirá las responsabilidades de la decisión.

Además, la plataforma ha lamentado los 5,2 millones de euros "tirados" en autobuses para conectar Granada con Antequera y los fondos desperdiciados en los tramos adaptados a doble vía que ya no se utilizarán.

En el comunicado, la Marea Amarilla ha exigido que se cuantifiquen los perjuicios sociales y económicos que se derivan del aislamiento ferroviario y se depuren responsabilidades.

Estas consideraciones se han producido un día después de que la Confederación de Empresarios y la Cámara de Comercio de Granada denunciaran el que consideraron un nuevo incumplimiento del Ministerio de Fomento al no convocar la comisión de seguimiento de la Alta Velocidad (AVE) ferroviaria.