¿Por qué Elon Musk está contento con los números de Tesla?

Dos coches Model 3 de Tesla./Afp
Dos coches Model 3 de Tesla. / Afp

Supera por primera vez las 100.000 vehículos vendidos

JOSÉ A. GONZÁLEZMadrid

Puede que el director financiero de Tesla, Deepak Ahuja, se esté tirando de los pelos después de cuadrar y presentar las cuentas de 2017 de la compañía presidida por Elon Musk. Los números asustan a inversores y accionistas, aunque Wall Street no reaccionó mal en el mercado fuera de hora tras presentar resultados este miércoles por la noche en España.

Los números asustan. Tesla cerró el pasado ejercicio con unas pérdidas netas de 2.240 millones de dólares, un 189,7% más que en 2016. Por eso sorprende tanto que Musk afirme: “Es un periodo fenomenal”. Un año en rojo y donde su Model 3 sufre nuevos retrasos en su producción, aunque Musk señala que “se están realizando avances cada día”. ¿Por qué es un año fenomenal?

Los pasados 12 meses no fueron nada malos para la compañía de Palo Alto (California) a pesar de los números porque aunque ha habido retrasos en la producción, las primeras baterías del Model 3 ya han están en la calle y los modelos S y X siguen acumulando cifras récord y sus campañas de marketing siguen dando sus frutos.

Es el primer año en el que la compañía de Elon Musk supera las 100.000 ventas. En concreto entregó 103.181 vehículos: 101.417 unidades de los Model S y Model X y 1.764 unidades del Model 3. Aunque, este último modelo sigue dando quebraderos de cabeza, ya que en el pasado trimestre se quedó muy lejos de las más de 4.000 unidades que figuraban en las expectativas.

"Estamos enfocados en lograr un 25% de margen bruto para el Model 3, después de que nuestra producción se estabilice en 5.000 automóviles por semana", explicó la compañía en sus previsiones para 2018.

Las alegrías de las ventas

Eso, sí las ventas de los vehículos siguen dando alegrías. El incremento de los ingresos totales de la firma de vehículos eléctricos tampoco pudo frenar el descenso de su beneficio neto. Entre las divisiones de ventas y leasing de automóviles, energía y servicios y otros, Tesla ingresó 11.758 millones de dólares (9.610 millones de euros), lo que se traduce en una subida del 67,9% respecto al ejercicio precedente.

Con las inversiones realizadas para aumentar la producción de vehículos y el desarrollo de nuevos modelos, como el camión eléctrico Semi, las pérdidas por operaciones de Tesla en 2017 ascendieron a 1.632 millones de dólares, un 144,6 % más que en 2016.

El aumento de las pérdidas se produjo a pesar de que los ingresos de Tesla aumentaron un 67,9% hasta 11.758 millones de dólares.

Mucho marketing

Tesla y Musk, Musk y Tesla; un matrimonio impulsado por el márketing y los grandes anuncios en torno a los dos. 2017 fue el año donde el sudafricano y la compañía californiana hicieron una nueva apuesta los: camiones eléctricos semi autónomos.

Su llegada está prevista para 2019 y estará equipado con cámaras y sensores repartidos por todo el camión, tanto en la parte frontal como en la trasera y las laterales. La compañía asegura que se podrá controlar en todo momento por dónde va el camión y la ruta que recorre.

La publicación de los resultados de Tesla se produce un día después de que SpaceX, otra de las empresas de Musk, lanzase con éxito al espacio el cohete pesado Falcon Heavy con un Tesla Roadster en el extremo de la nave, gesta que ha copado las portadas de los medios de comunicación.

Aunque no convence a los analistas con sus palabras para 2018. “En algún momento en 2018 esperamos a empezar a generar ingresos operativos trimestrales positivos de forma sostenida".

Fotos

Vídeos