Ideal

Google presenta Pixel, su nuevo buque insignia, con mejor cámara y un asistente personalizado

Vídeo

Google Wifi, Chromecast Ultra, Google Home, los dos modelos de Pixel y Daydream View. / Reuters

  • El dispositivo, que se podrá adquirir a partir de los 649 dólares, cuenta con dos tamaños de 5 y 5,5 pulgadas

  • Anuncia también Daydream View, un soporte para convertir el móvil en un dispositivo de realidad virtual

"Fácil, simple e inteligente". Han sido las palabras más utilizadas durante la presentación del nuevo teléfono móvil de Google, Pixel, un dispositivo sobre el que no ha habido sorpresas. Las características se filtraron ayer y el guión se ha seguido a rajatabla. A saber, un procesador Qualcoom Snapdragon 821, con cuatro núcleos, dos de ellos a 2,15 GHz y otros dos a 1,6 GHz; 4 GB de RAM, chasis de aluminio y cristal para la pantalla Amoled de alta definición, lector de huellas dactilares, tres colores -negro, plata y azul, y dos opciones de almacenamiento 32 o 128 GB.

Quizá por eso, la presentación del producto ha hecho hincapié en la "unión perfecta" entre el dispositivo y el software. Rick Osterloh, ex director ejecutivo de Motorola y responsable de la división de hardware de Google, ha sido el encargado de anunciar el teléfono, que vendrá en dos tamaños de 5 y de 5,5 pulgadas y se podrá adquirir a partir de los 649 dólares. Lo ha hecho centrándose en una de las novedades de software del gigante tecnológico: un asistente que hace las veces de Siri pero con la potencia de quien se sabe el mejor buscador del planeta. La idea de la compañía es que Google y su asistente pasen a ser una 'aplicación' específica de cada usuario. "Siempre estará a tu servicio, sabrá qué tienes en tu agenda y cuanto más lo uses de mayor utilidad será", explicaba la voz en off del vídeo que servía de puesta de largo del servicio.

En este sentido, asegura la compañía, Pixel ha sido diseñado para sacar el máximo provecho del asistente de Google. "Pulsando el botón de home, desde cualquier lugar en el móvil, puedes acceder al asistente", comentaba Brian Rakowski. Con su voz, el vicepresidente de Product Management de Google ha puesto deberes al asistente durante la presentación: ha pedido que le mostrara fotografías realizadas en un periodo concreto, que le reprodujera una canción de los Lumineers -"Como sabe que escucho música en YouTube, me la ha puesto ahí", ha indicado-, una relación con los diferentes espectáculos que había en un teatro y, finalmente, le ha dictado un mensaje de texto a su mujer para ver si quería ir a ver un evento. Lo más sorprendente ha llegado después, cuando su mujer le ha respondido que antes podían cenar en un restaurante determinado y el asistente no solo ha sido capaz de reservar una mesa sino que, a la pregunta de Rakowski de si el teatro estaba muy lejos del restaurante, ha sido capaz de entender la pregunta, contextualizarla y mostrar la distancia entre ambos lugares.

Las nuevas cámaras

La presentación del nuevo dispositivo se ha detenido también en las nuevas cámaras. La trasera cuenta con 12,3 megapíxeles y la delantera con 8 y destacan su velocidad y su sistema de estabilización. Nada nuevo hasta aquí. Donde sí ha sacado pecho Google es en la calificación que ha dado la web DxOMark a la cámara, a la que ha puntuado con un 89. "No es que hayamos hecho nuestra mejor cámara, es que hemos hecho la mejor cámara para móvil que hay en el mercado", ha señalado Rakowski entusiasmado, mostrando el 86 que recibió la cámara del iPhone 7. La capacidad del nuevo teléfono a la hora de capturar imágenes y grabar vídeo en 4K no se verá mermada por la memoria de almacenamiento del dispositivo, pues la compañía ha prometido que Google Photos, la nube que ofrece el gigante tecnológico para almacenar imágenes, tendrá espacio ilimitado para los usuarios de Pixel.

El teléfono cuenta con una batería de 2.770 o 3.450 mAh que con una carga de 15 minutos da una autonomía de 7 horas y está preparado para la realidad virtual móvil. Clay Bavor, responsable del área en la compañía, salió al escenario para hablar de Daydream VR, la plataforma con la que Google pretende crear un "ecosistema saludable" y facilitar el acceso a esta tecnología. "Pixel será el primer teléfono en utilizarla", ha asegurado dando a entender que al menos otros teléfonos Android serán compatibles con el sistema.

Un soporte para la realidad virtual

Al igual que Samsung con su Gear VR, Google también ha desarrollado su propio soporte de realidad virtual para el móvil. Se llamará Daydream View y estará disponible en noviembre por 79 euros. Según ha contado Bavor, "es más cómodo, suave, flexible y un pesa un 30% menos" que otros dispositivos similares. El soporte, que funcionará con otros teléfonos, viene acompañado por un pequeño mando que se puede guardar en su interior y que cuenta con un touchpad y dos botones, además de varios sensores de movimiento "tan sensibles que se puede dibujar con ellos".