El exceso de regalos a un niño merma su creatividad, su capacidad para esforzarse o su paciencia

El exceso de regalos a un niño merma su creatividad, su capacidad para esforzarse o su paciencia

“El aburrimiento es el gran acicate de la imaginación”, recalcan algunos expertos

IDEALGranada

En ocasiones, el excederse con los regalos para los más pequeños puede tener consecuencias contraproducentes. Así lo señala la psicóloga y coordinadora del departamento de Orientación del grupo Brains International Schools, Ana Herrero. Bajo su punto de vista, “existe una vinculación estrecha entre la sobreprotección y el síndrome del niño hiperregalado”. Este se manifiesta en una menor capacidad para la creatividad, el esfuerzo o la paciencia.

“Todos los niños tienen una característica en común: les encanta jugar aunque no tengan juguetes. Aquellos que reciben menos tienden a desarrollar su imaginación y a inventarse juegos, historias u otras cosas para entretenerse”, recalca.

En este sentido, la psicóloga Alicia Banderas ahonda en el aspecto del aburrimiento. Para ella “el aburrimiento es el gran acicate de la imaginación”. Lo ideal, bajo su punto de vista, es que reciban “tres o cuatro regalos por Navidad”. Puede elegirlos de estos diez, los más destacados para estas fechas.

Para Banderas, “realizar regalos es una buena opción para demostrarles que son importantes para nosotros, pero regalar en exceso es perjudicial para su desarrollo”. “La mejor opción para demostrar a los más pequeños nuestro querer será dedicarles todo el tiempo posible”, sentenció.

Fotos

Vídeos