Ideal

3 aspectos clave para cambiar la batería de tu portátil

3 aspectos clave para cambiar la batería de tu portátil
  • Aunque podrían durar toda la vida, son consumibles, lo que junto al calor extremo del verano suele ocasionar que dejen de funcionar

El verano y el calor que soportamos durante dicha temporada estival en muchas ocasiones suele cobrarse una víctima muy importante de nuestro día a día, la batería de nuestros ordenadores portátiles y Smartphones. Cuando estos dispositivos permanecen mucho tiempo encendidos y expuestos al sol o al calor, es más que normal que las baterías comiencen a dañarse, más aún en el caso de los portátiles, por lo que si un día tu ordenador se apaga sin avisar o notas que pese a que está enchufado no carga, tienes un problema, es hora de que renueves la batería. Si no tenemos muchos conocimientos acerca de informática elegir una nueva batería para nuestro portátil puede convertirse en misión imposible y por ello es fundamental que tengas en cuenta los siguientes aspectos que te mencionamos con los que al menos sabrás paso a paso en qué debes fijarte. Además, si quieres ahorrar también te ofrecemos la posibilidad de que te beneficies de las ofertas en baterías para portátiles de El Mejor Precio Ideal. ¿Listo? ¡Toma nota!

1. Localiza el identificador

Cada portátil es un mundo y cada marca también, por ello las baterías no se quedan atrás y así al igual que nosotros con nuestro DNI y nuestro nombre, ellas también disponen de un identificador del modelo específico de batería que son. Por ello, es fundamental que apagues tu portátil, retires la batería y procedas a comprobar exactamente el número que la identifica. Localizarlo es muy fácil y simple, ya que normalmente suele ir detrás de la palabra ‘Replace’ o es conocido como ‘serial number’ o ‘PN’ y figurará en el reverso de la batería. No obstante, si no lo encuentras o no logras identificarlo con facilidad, puedes ponerte en contacto con la empresa y ellos deben obligatoriamente decirte cuál es el identificador de la batería de tu portátil. Una vez lo tengas podrás empezar a buscar en internet o en tiendas especializadas la batería que necesitas.

2. Hacer hincapié en la duración a partir de las celdas

Ya tenemos localizada la batería que necesitamos porque sabemos cómo se ‘llama’ nuestro viejo modelo, así que podemos empezar a buscar su sustituta. Una característica fundamental de toda batería es el tiempo de trabajo que te permitirá llevar a cabo sin necesidad de carga, algo que está estrechamente ligado al número de celdas que posea. Cuantas más celdas mayor cantidad de tiempo podrás trabajar pero claro, el peso del dispositivo se verá elevado, por lo que es algo que tendrás que decidir en función de tus propios intereses. Lo ideal es una batería de seis celdas, nunca más, ya que el ordenador podría dejar de ser portátil debido al peso.

3. Cuanto más nueva mejor

Una vez que ya tenemos identificada nuestra vieja batería, y si hemos elegido la ideal en función de lo que necesitamos, el siguiente paso será contrastar si fue fabricada hace mucho tiempo o si por el contrario es de nueva creación. Normalmente las baterías que llevan tiempo almacenadas suelen ser muy baratas pero no son recomendables, ya que si no se utilizan se deterioran, por lo que te recomendamos que busques que haya sido fabricada lo más recientemente posible.

En esencia si sigues estos tres pasos puedes dar fácilmente con la sustituta de la batería de tu portátil, ya que sólo te quedará elegir la que tenga el mejor precio.