La AEMET desvela qué hay detrás de los «bestiales» truenos y rayos que cayeron en Granada

La AEMET desvela qué hay detrás de los «bestiales» truenos y rayos que cayeron en Granada
Ramón L. Pérez

«El hecho de que un trueno se oiga más o menos intenso depende de la proximidad de la descarga eléctrica del rayo, si la tormenta es más lejana se oirá menos»

IDEAL.ES

La inestabilidad atmosférica de la última semana y las nubes convectivas que genera, tan bellas por las mañanas y tan tormentosas por la tarde, tiene como principal consecuencia los rayos, truenos y relámpagos que vemos sobre nuestras cabezas estos días. Luis Fernando López, delegado de AEMET en Andalucía, explica su formación a IDEAL.

En contexto

«Estos rayos se deben a que o bien en zonas entre nubes o entre estas y el suelo se genera una diferencia potencial lo suficientemente alta como para que salte la chispa, que es el rayo. Las diferentes intensidades dependen de la propia formación de los elementos en la nube convectiva«, certifica.

«Dentro de cada una existen dos fases, una de hielo y otra de agua. Los cristales de hielo se cargan positivamente en la parte más alta y fría de la nube y las gotas de agua, negativamente en la zona baja. Entre ambas se crea esa diferencia potencial que da lugar a los rayos«, explica el delegado de AEMET.

En relación al impactante trueno que retumbó ayer en Granada, Luis Fernando López amplía que «el hecho de que un trueno se oiga más o menos intenso depende de la proximidad de la descarga eléctrica del rayo, si la tormenta es más lejana se oirá menos». «Un trueno es la energía que libera un campo de presión, una perturbación, el ruido. A medida que se va alejando pierde intensidad», describe.

Aunque las posibilidades son pocas, «siempre ha habido accidentados por rayos, es un hecho y hay que tomar medidas de precaución». «Cuando la población vivía mucho más en contacto con la naturaleza sabían que no debían de usar elementos puntiagudos durante la tormenta. Hay que alejarse de elementos que destaquen en la superficie, como dentro de casa o en un coche, porque el rayo va buscando dónde existe la mayor diferencia de potencia en la menor distancia y lo encontrará en el punto más elevado y próximo a la nube», desarrolla Luis Fernando López.

Fotos

Vídeos