Ideal

Utiliza una cerca electrificada para que su corazón vuelva a latir con normalidad

Utiliza una cerca electrificada para que su corazón vuelva a latir con normalidad
  • El hombre de 69 años sufría una arritmia en su corazón que se resolvió con el 'electroshock' que recibió

John Griffin, un vecino de la ciudad de Hamilton sufre fibrilación auricular, es decir, un latido cardíaco irregular que si no se trata podría llevar a un accidente cardiovascular.

El hombre de 69 años se frustró por la atención recibida en las urgencias del hospital de su ciudad, algo que lo llevó a usar la cerca electrificada de su vecino y se aplicó un 'electroshock' de 8.000 voltios.

Griffin señaló, que tras "recibir una fuerte sacudida" su corazón volvió a latir de forma regular.

Los médicos le han advertido del peligro que esta práctica podría suponer a su salud,"si Griffin se seguía sintiendo mal, debería haber acudido otra vez al hospital", añade su cardiólogo.