Ideal

Descartan a una candidata con currículum perfecto por no tener la nacionalidad española

Descartan a una candidata con currículum perfecto por no tener la nacionalidad española
/ ABC
  • Después de que la joven contactara con la Federación SOS Racismo a través de Twitter, la empresa reconoció que la oferta era discriminatoria

Raluca es una mujer de nacionalidad rumana afincada en Madrid, diplomada en turismo, licenciada en Publicidad y Relaciones Públicas y galardonada con el Premio Extraordinario Fin de Carrera. Tras ocho años de experiencia laboral, según informa 'ABC', Raluca decidió abandonar su puesto de trabajo para buscar nuevos retos profesionales y continuar escalando en su brillante carrera.

Después de tomar esta decisión, solicitó un empleo en Zankyou, una compañía que organiza bodas y que buscaba un comercial de publicidad con tres años de experiencia. Raluca se interesó por la oferta, pero se topó con un inconveniente: buscaban candidatos de nacionalidad española.

Este requisito le indignó hasta tal punto que decidió solicitar el empleo en Infojobs para comprobar cuánto tiempo tardaban en rechazar la candidatura. La empresa la descartó a las cuatro horas de realizar la solicitud. Según afirma ella misma, “el tiempo necesario para entender que estaba siendo víctima de un caso de discriminación laboral”.

La joven escribió entonces una carta dirigida a la compañía para preguntarles por qué una empresa que se define como “multicultural” busca sólo personas de nacionalidad española. La responsable de RRHH de la compañía respondió unas horas después para aclarar el malentendido. Según relata el cofundador de Zankyou a ABC, Guillermo Fernández, lo que buscaba realmente la empresa era una persona con idioma nativo español, por lo que asegura que fue un error de redacción.

Además, Fernández asegura que se le descartó porque no cumplía los requisitos y no por su nacionalidad. “De los 150 empleados, solo un 15% son españoles. Tenemos trabajadores de muchos países aquí”, afirma defendiendo su postura.

No obstante, Raluca explica que desde la compañía le dijeron que “contrataban gente nativa porque conocen mejor la organización de bodas en sus respectivos países”. “¿Si nosotros abriéramos un portal en Rumanía, a que no te parecería bien que cogiéramos personal inglés?”, le respondieron desde Zankyou.

Después de que la joven contactara con la Federación SOS Racismo a través de Twitter, la empresa reconoció que la oferta era discriminatoria y anunció que la oferta de empleo había sido modificada.

Puede acceder a la información completa en ABC.