Ideal

El español que opta al Nobel de los Profesores: "Si los alumnos trabajan duro, no hay casi nada que pueda pararles"

El español que opta al Nobel de los Profesores: "Si los alumnos trabajan duro, no hay casi nada que pueda pararles"
  • El ingeniero David Calle, que enseña matemáticas y ciencia a través de Youtube, es uno de los 50 candidatos mundiales al Global Teacher Prize, dotado con cinco millones de euros

David Calle, un ingeniero español que enseña matemáticas y ciencia a través de Youtube, ha sido seleccionado como uno de los 50 candidatos mundiales al Global Teacher Prize, convirtiendo su canal en el más importante de habla hispana en el mundo educativo. Se trata del premio más importante al que puede optar un profesor, un galardón que ha sido equiparado a los premios Nobel y que está dotado con cinco millones de euros.

“Siempre les digo a mis chavales: '¿Os imagináis lo que podrían haber hecho Newton o Tesla si hubiesen tenido a su alcance lo que vosotros tenéis junto a vuestro dedo índice'? Pero no estamos haciendo mucho por enseñar a nuestros alumnos el uso correcto de la tecnología, cómo puede ayudarnos y cómo sacarle partido”, explica Calle en El Mundo.

Sus videos, alojados en su academia digital Unicoos, suelen durar 10 minutos y en ellos imparte clases divertidas y responde las dudas de sus alumnos virtuales. Este original profesor opina, tal y como afirma en el citado medio, que los deberes son importantes para reforzar conocimientos, pero que en España se les dedica demasiado tiempo.

El secreto del éxito de David Calle radica en la motivación que proporciona a sus alumnos. “Simplemente consigo transmitirles pasión, energía y, sobre todo, esperanza; la sensación de que, si trabajan duro, no hay casi nada que pueda pararles, la idea vital de que no deben rendirse nunca”, explica. De hecho, este ingeniero tiene un libro llamado ‘No te rindas nunca’, en el que intenta inculcar a sus lectores la importancia de valorar la evolución en el aprendizaje y la superación.

“Lo realmente importante es educar a personas íntegras e inculcarles valores universales, espíritu de lucha, trabajo en equipo e inteligencia emocional”, explica.

A los alumnos de Calle les gusta su método porque adorna los ejercicios con ejemplos cotidianos, fragmentos de películas o los ‘trending topics’ de Twitter. “Vivimos rodeados de ecuaciones, fórmulas o reacciones químicas, y todo lo que les apasiona, aunque sólo sea usar el móvil o jugar a vídeojuegos, tiene que ver con las Ciencias. Si además hablas como ellos, piensas como ellos e intentas que se lo pasen bien, las clases pueden ser mucho más divertidas. Y cuando empiezan a sacar mejores notas, ya no hay quien los pare”, añade.

Para David Calle, el modelo educativo actual está obsoleto y los deberes deberían ser proyectos multidisciplinares que involucren todas las asignaturas.