Ideal

Cómo eliminar un quiste de grasa de forma casera

Cómo eliminar un quiste de grasa de forma casera
  • Existen diferentes técnicas que aseguran que nos los quitemos sin poner en riesgo nuestra piel

Un quiste de grasa es una prominencia en nuestra piel provocada por la acumulación de este elemento. Se produce porque se obstruye la glándula sebácea por culpa de la queratina. Aunque no son perjudiciales para nuestra salud, es evidente que son antiestéticos. Por eso buscamos eliminarlos. Hay diversos modos.

Además de utilizar el consejo médico, algún remedio casero puede solucionar un quiste de grasa. Por ejemplo si usamos aceite esencial de árbol de té, su condición de antiinflamatorio, hará que desaparezca. Debemos usarlo dos o tres veces al día.

Como el aloe vera. Este gel en pequeñas cantidades tiene efectos muy positivos para nuestra piel, al ayudarle a estar más tersa e hidratada, quita la obstrucción de la glándula que produce el quiste. Se puede utilizar varias veces al día como la cola de caballo.

En este caso, este remedio no se aplica directamente en la piel sino que debemos ingerirlo a través de una infusión. Dicha infusión, con agua hervida y cola de caballo, podremos tomarla en tres tazas diarias.

Volviendo a tratamiento directamente sobre la piel, el aceite de ricino, pese a ser muy graso, es un potente guerrero contra los quistes de grasa. Aplicándolo junto con algo de calor, la hinchazón de estos quistes, baja con facilidad. Lo mismo puedes hacer con el hamamelis que ayuda a eliminar células muertas.

Por último las sales de Epsom y el vinagre de manzana también pueden ser tus aliados. El vinagre lo extiendes sobre el quiste y lo dejas durante tres días con una gasa. Si no se elimina, repites la técnica. Pero si lo tuyo son los masajes, hazte con sales de Epsom y mediante el uso moderado de estas sobre la piel, los quistes terminan desapareciendo.

Temas