Ideal

La niña que murió por coma etílico ya había sido trasladada ebria dos veces a su casa por la Policía

Jóvenes haciendo botellón.
Jóvenes haciendo botellón. / IDEAL
  • Al parecer, esto ocurrió en dos ocasiones, cuando la menor mostró dificultades para andar, tras ingerir grandes cantidades de alcohol

Nuevos datos salen a la luz sobre la muerte de una menor de 12 años el pasado martes, a consecuencia de un coma etílico, tras haber estado bebiendo alcohol en un botellón celebrado en San Martín de la Vega. Según informa El Mundo, la policía había trasladado a la joven en estado ebrio hasta su casa en varias ocasiones.

Fuentes de la Policía Local del citado municipio y amigos de la joven han corroborado esta información. Al parecer, esto ocurrió en dos ocasiones, cuando la menor mostró dificultades para andar, tras ingerir grandes cantidades de alcohol.

Según las citadas fuentes, el pasado viernes, la fallecida y cuatro amigos quedaron para beber en una zona alta del pueblo. Sobre las 22:30, la joven se desplomó y sus amigos, por miedo a una posible multa, decidieron no llamar a la policía ni a los servicios de urgencia. En su lugar, metieron a la chica en un carrito de hierro y la trasladaron de esta forma hasta el centro de salud, que se encontraba a unos 700 metros.

Según testigos de lo sucedido, la menor entró en el centro ya en parada cardiorrespiratoria. Aunque fue reanimada y trasladada al hospital, acabó falleciendo el martes, 1 de noviembre. “Bebía mucho. Se juntaban cuatro o cinco amigos, ponían una media de 10 euros cada uno y compraban botellas, sobre todo de vodka”, dice un conocido de la fallecida.

La Guardia Civil ha abierto una investigación y ya ha interrogado a los amigos de la fallecida que la acompañaban aquella noche, quienes se encuentran muy asustados ante todo lo sucedido.

Temas