Ideal

Rescatan a un orangután que pasó un año emparedado entre dos casas

Rescatan a un orangután que pasó un año emparedado entre dos casas
  • «Se abrazaba constantemente a la hora de dormir. Muchas personas pasaban a diario entre estas dos casas y no hicieron nada por rescatarlo de ese hueco»

Sin casi espacio para respirar, encadenado a la pared de una casa y con otra pared de la vivienda colindante a pocos centímetros de su cara. Así ha vivido casi cerca de un año «Mingky», un pequeño orangután de 3 años.

Lo encontraron de esta guisa en un área rural de Indonesia, Aceh Barat Daya, próxima a la ciudad de Blang Pidie, en la provincia de Aceh (norte de la isla de Sumatra). Sus rescatadores, del Centro de Información de Orangutanes, han asegurado a distintos medios que, probablemente, el macho fue capturado en el bosque y que los furtivos pudieron matar a su madre, por su comportamiento

«Se abrazaba constantemente a la hora de dormir. Muchas personas pasaban a diario entre estas dos casas y no hicieron nada por rescatarlo de ese hueco», se lamentan.

«Su dieta durante este tiempo ha sido frugal, era alimentado con fruta y arroz. Su dueño parecía aliviado de que hubiéramos llegado nosotros, no opuso resistencia a la liberación. La Policía no perseguirá a este hombre, que asegura no ser el propietario del orangután, sino que se lo cuidaba a un amigo», añaden.