Ideal

Emotiva sorpresa de sus compañeros a un hombre que camina 10 horas para ir a trabajar

Kevan Finley.
Kevan Finley.
  • "Siempre está en un buen estado de ánimo y nunca se queja. Se merece lo que la comunidad ha hecho por él"

29 kilómetros para ir y volver de casa al trabajo. Esa es la distancia que todos los días camina Kevan Finley en Elucid, Ohio (Estados Unidos). En total, diez horas para poder desarrollar su jornada laboral en un local de comida. No se lo había dicho a sus compañeros hasta que hace tres meses se enteraron. Desde entonces siempre que es posible se turnan para llevarlo.

Cuando tuvieron conocimiento de ello, crearon una campaña para reunir dinero en una página de crowdfunding con la que ya han aucumulado más de 10.000 euros.

Shayla Kathleen, compañera de Kevan, lo define así: "Siempre está en un buen estado de ánimo y nunca se queja. Se merece lo que la comunidad ha hecho por él".

Kathleen descubrió que su Kevan había estado ahorrando para el carnet de conducir y para el coche. Ya ha pasado el examen de estado, pero todavía necesita el examen práctico para comprarse un coche. Neil Perry, propietario de un concesionario, se ha ofrecido a donar más de 1000 euros de su dinero para que cumpla su sueño.