Ideal

Un experto en kárate evita que un hombre siga pegando a su mujer embarazada

Eduardo López Jiménez, recibido la consejera de Familia Violante Tomás.
Eduardo López Jiménez, recibido la consejera de Familia Violante Tomás. / Ayuntamiento de Cieza.
  • Eduardo López Jiménez, de 45 años, y experto en artes marciales, subió hasta un tercer piso, derribó la puerta de una patada y tuvo que reducir a un individuo que había agredido a su esposa y su cuñada

El pasado jueves, poco antes de las 21 horas, Eduardo López Jiménez salía de dar una clase de artes marciales y para tomar el aire en la calle. De repente unos gritos “espantosos” le alertaron. Oteó su procedencia y vio cómo en el balcón de un tercer piso en Cieza, una mujer con su bebé en brazos estaba siendo agredida por un hombre. Este profesor de defensa personal policial no lo pensó y corrió para socorrer a la víctima.

Así lo relata el diario ‘La Verdad’ de Murcia. Un grupo de testigos solicitó la presencia de las autoridades ante la posibilidad de que la madre y su hija de 18 meses pudiesen precipitarse por el balcón ante la agresión sufrida por un ciudadano de origen marroquí. Eduardo reconoce haber visto cómo éste “le pegó un puñetazo y volvió a pegarle”, y entendió que era el momento de actuar. “No me lo pensé”, señala.

Este profesor del Centro de Artes Marciales y Centro Deportivo Escuela Kiai pidió que los vecinos le abriesen la puerta y pudo subir por las escaleras. “Derribé la puerta de una patada. Había una mujer escondida, en estado de ‘shock’ y la hermana de la víctima estaba sangrando por la boca”, narra.

Ante tal panorama, el supuesto agresor abandonó el balcón para entablar una conversación tensa con este experto en artes marciales de 45 años. “Le pregunté que qué pasaba con él y me contestó que no era asunto mío y empezó a insultar a las mujeres. Su mujer estaba embarazada y le había pegado”, sostiene. Eduardo tuvo que evitar otra agresión y se vio obligado a reducir al sujeto. Poco después se personó la Policía Local que se encargó de trasladar al detenido a un centro hospitalario por una fractura maxilofacial que sufrió en el forcejeo.

A pesar de la gravedad de las circunstancias, ninguna de las tres mujeres presentó denuncia alguna. Sin embargo, tras recibir el alta hospitalaria este lunes, el Juzgado de Instrucción número 1 de Cieza dictaminó su ingreso en prisión provisional por delitos de lesiones y violencia de género.

Por otra parte, este pasado martes la consejera de Familia Violante Tomás recibió a Eduardo para reconocerle su actitud heroica y destacar su compromiso con la vida y la dignidad de la mujer en el municipio.