Ideal

Ana Mato declarará el próximo lunes ante el tribunal del 'caso Gürtel'

video

La exministra Ana Mato, en una imagen de archivo. / J. J. Guillén (Efe)

  • A la exministra de Sanidad se le fijó una fianza como partícipe a título lucrativo de 28.500 euros

La exministra de Sanidad Ana Mato ha sido citada a declarar este próximo lunes, 13 de febrero, ante el tribunal encargado de juzgar a los 37 acusados de la primera época de actividades de la trama 'Gürtel', que abarca desde 1999 hasta 2005. La decisión, adoptada "por mayoría, que no por unanimidad", también afecta al resto de partícipes a títulos lucrativos, es decir, al representante legal del PP y a Gema Matamoros, mujer del exalcalde de Majadahonda.

Las defensas de Mato y Matamoros, a quienes como partícipes a título lucrativo se les ha fijado una fianza de 28.467,53 euros y 45.066 euros, habían anunciado al inicio de la jornada de juicio de este jueves que ni una ni otra tenían la intención de declarar el lunes, a lo que Concepción Nicolás, fiscal Anticorrupción, respondió que si bien es cierto que no se les puede obligar a prestar declaración como partícipes a título lucrativo, sí como testigos y solicitó al tribunal que se las citara en esta última condición, a lo que el tribunal que preside Ángel Hurtado accedió.

El 26 de noviembre de 2014, la sombra de sospecha que había acompañado a Ana Mato desde que su exmarido Jesús Sepúlveda fue imputado en el ‘caso Gürtel’, allá por marzo de 2009, acabó por atraparla y finiquitar su carrera política. Casi seis años después de que se destapara la trama de corrupción que afecta al PP, el juez de la Audiencia Nacional Pablo Ruz dio por finalizada aquella mañana de noviembre de hace más de dos años la parte central de la investigación. Y en su auto figuraba Ana Mato como responsable civil a título lucrativo. Para el instructor, Mato, hasta ese 26 de noviembre de 2014 ministra de Sanidad, "habría disfrutado o se habría beneficiado" de los regalos recibidos por su familia por parte de la red liderada por Francisco Correa con el único fin de conseguir el favor del entonces alcalde de Pozuelo de Alarcón, esposo de Mato y procesado en la ‘macrocausa’.

La exministra, en el cargo desde diciembre de 2011, siempre había estado en la picota por el papel protagonista de Sepúlveda en la investigación del ‘caso Gürtel’. Informes policiales, escritos de la Agencia Tributaria y declaraciones practicadas durante los años de instrucción no dejaban lugar a la duda, Mato y sus hijos se aprovecharon de los cohechos que la trama dio a su marido. Otra cosa bien diferente habría sido que el juez hubiera visto delito en su actuación y se hubiera atrevido a dar el paso y actuar contra ella, lo que en su condición de ministra y aforada habría acabado en el Tribunal Supremo. En cualquier caso, Ruz tenía preparada la guinda para este auto de modificación a procedimiento abreviado, el equivalente al procesamiento en un proceso instruido con sumario –cuando uno de los delitos supera los nueve años de prisión–.

La conclusión para el juez es que Mato debería sentarse en el banquillo de los acusados por haber obtenido un beneficio o provecho ilícito derivado del comportamiento penalmente punible de su exmarido.

La exministra disfrutó de "servicios turísticos en España y en el extranjero, pago de eventos familiares y otros artículos de uso particular" sufragados por la organización criminal, según señala el instructor, quien apuntó entonces que será en la vista oral que ahora se celebra cuando se determine la cuantía concreta del lucro entre 2000 y 2005. La estimación inicial era superior a los 55.000 euros; finalmente, su responsabilidad civil se ha fijado en 28.467,53 euros, que son los que ha tenido que dejar como fianza y que perderá en caso de que el tribunal de Gürtel que este próximo lunes le tome declaración dicte que, efectivamente, sí se benefició de los regalos de la trama. Estos gastos fueron asumidos por la empresa Pasadena Viajes en una cuenta de la que era titular Sepúlveda y que fueron cargados a la ‘caja B’ de la trama ‘Gürtel’.

El auto de Ruz también apuntaba que la red abonó a Mato y a su familia "regalos en forma de organización de eventos familiares y pago de servicios de carácter privado", entre los años 2001 y 2005, por 5.108,52 euros. Entre estas percepciones se encuentran un bolso de Louis Vuitton (610 euros), dos fiestas de cumpleaños infantiles con globos y payasos (669,53 euros en 2001 y 1.996,19 en 2002) y una comunión de la hija del matrimonio (1.832,08 euros en 2005). Los regalos se hicieron por orden de los supuestos cabecillas, Correa y el exsecretario de Organización del PP de Galicia Pablo Crespo, y se justificaban con la "emisión de recibos falaces" a favor de Sepúlveda, quien, en su declaración ante el tribunal de 'Gürtel', negó haber cobrado de la trama y que los regalos que recibió eran "por amistad".