Ideal

"Diana aparecerá y lo hará viva, pero no se ha ido por voluntad propia"

  • La madre de la joven desaparecida insiste en que la hipótesis de la huida voluntaria de su hija debería ser descartada

Tras 47 días de su desaparición, la investigación en torno al paradero de la madrileña Diana Quer sigue su curso, barajándose dos hipótesis principales, la huida voluntaria de la joven, tras descubrirse que tenía una relación complicada con su padre y su hermana, y por otro lado el secuestro. La madre de la joven, Diana López-Pinel insiste en que la primera de las líneas de investigación debería ser descartada puesto que, en palabras de su abogado Pedro de Bernardo, “sería incoherente pensar eso y que hiciera pasar por un calvario a su madre”, aseguraba.

No obstante, a pesar de que la madre asegura que su hija no se fue por su propio pie, no tiene de quién desconfiar ni sospecha de nadie, aunque sí maneja una teoría, que no ha comentado aún “por si se les va de la mano y le hacen daño”, aseguraba el letrado en una intervención televisiva. Eso sí, “Diana aparecerá y lo hará viva”, según la visión optimista de la progenitora, ya que confía en que la investigación de sus frutos.

De momento todas las líneas de investigación siguen abiertas y las claves del caso se centran en el teléfono móvil de la joven, desde donde se tuvieron las últimas comunicaciones con la ella la noche de su desaparición, y del cual se han extraído hasta 5 GB de archivos para identificar posibles pistas de su paradero, de los motivos de su huida, o de quién pudo llevársela aquella noche.