Ideal

«Melilla no es una valla, es la puerta de Europa para África y de África para Europa»

Esteban González Pons, durante su visita al vallado fronterizo.
Esteban González Pons, durante su visita al vallado fronterizo. / J. Blasco de Avellaneda
  • Esteban González Pons ha encabezado la visita de un grupo de eurodiputados del PP a la ciudad autónoma, con la polémica sobre las 'devoluciones en caliente' como telón de fondo

El vicesecretario general de Estudios y Programas y el jefe de la delegación española en el Grupo Popular del Parlamento Europeo, Esteban González Pons, ha destacado que la delegación de eurodiputados del PP que visita Melilla ha viajado a la ciudad autónoma para "ennoblecer y dar buena fama al nombre de Melilla".

Tras visitar el paso fronterizo de Beni Enzar y uno de los tramos 'calientes' del vallado, ha declarado que se han desplazado a la ciudad autónoma "para dar buena fama al nombre de Melilla porque Melilla, como Ceuta, no es una valla, es la puerta de Europa para África y de África para Europa. Ceuta y Melilla no se merecen el mal nombre que otros eurodiputados españoles les están poniendo por toda Europa".

"Vendrán los eurodiputados de izquierdas a decir que Melilla es una valla, pero nosotros, los eurodiputados de centro, defendemos que Melilla es una puerta. Es la puerta de Europa para África y de África para Europa", ha insistido.

El vicesecretario general ha afirmado que convertir Melilla y el nombre de Melilla en una valla es una enorme injusticia con los miles de españoles que viven en esta ciudad y que viven sin necesidad de vivir de la valla.

"En España viven millones de inmigrantes y no sólo son de los nuestros, es que además les debemos un eterno agradecimiento porque han ayudado a que éste sea un gran país, y nos han ayudado a todos a salir de la crisis económica. Pero España tiene una capacidad limitada de acogida, no puede acoger a todos los inmigrantes que quisiera. Y además, el que acojamos a inmigrantes no significa que tengamos que ser tolerantes con la inmigración irregular y clandestina. Porque la inmigración irregular y clandestina a quien perjudica principalmente es a la persona a la que somete a ese proceso", ha explicado.

González Pons ha asegurado que "Ceuta y Melilla son las únicas fronteras terrestres de Europa Occidental. Ceuta y Melilla son frontera de toda la Unión Europea. Melilla es frontera de Alemania, de Francia, de los países nórdicos. Aunque la responsabilidad de la gestión de la frontera corresponda a España, la responsabilidad de la política de inmigración que se deriva de la gestión de esa frontera debe de ser europea. Todos los países de la UE tienen que implicarse y hacer una política común de inmigración".

El dirigente popular ha subrayado que España tiene dos responsabilidades con la frontera, y que las dos tienen que complementarse. "España es responsable de que la frontera esté protegida y al mismo tiempo España tiene que garantizar la seguridad de quienes intentan asaltar la frontera. Estas dos garantías son muy difíciles de mantener en equilibrio, y todos los días lo consiguen la guardia civil y la policía nacional", ha concluido.

Por su parte, el presidente de Melilla, Juan José Imbroda, ha señalado que "Melilla es más que una valla" y ha afirmado que "si en lo que va de año no han entrado más de 5.000 inmigrantes es gracias a las Fuerzas de Seguridad del Estado que lo han impedido, porque son miles los que intentan entrar".

El dirigente regional y senador ha explicado que gracias a la visita de los eurodiputados populares, se van a plantear en el Parlamento Europeo puntos importantes como la reducción del precio del billete de avión entre Melilla y la España peninsular, la ampliación del puerto comercial de la ciudad autónoma o que Melilla acabe siendo una región ultraperiférica de la Unión Europea, compromisos esenciales para el futuro de la ciudad y exigencias básicas para el desarrollo económico y social de la España africana.