ideal.es
Miércoles, 22 octubre 2014
sol
Hoy 11 / 16 || Mañana 11 / 16 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
Solo dos de cada diez mujeres con discapacidad tienen un empleo

JAÉN

Solo dos de cada diez mujeres con discapacidad tienen un empleo

Aunque la mayoría recibe ingresos propios, ya sea por trabajo o por una pensión, reconocen no gestionar su dinero

23.02.12 - 00:46 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
La tasa de paro en la provincia es más que para echarse las manos a la cabeza, roza el 30%. Sin embargo, esta cifra llega a límites desorbitados cuando se refiere a mujeres con discapacidad. Solo dos de cada diez de estas mujeres están insertas en el mercado laboral. Según los datos obtenidos en el estudio 'Autodiagnóstico de la Situación de las Mujeres con Discapacidad en Andalucía', el 78 por ciento de las mujeres en esta situación no posee empleo y además, el 41% de ellas ni siquiera están inscritas como demandantes, es decir, se consideran 'inactivas'. Dentro de las que trabajan, también es relevante que algo más de una cuarta parte de ellas lo hacen sin contrato. Y de las que tienen contrato, el 19% están dentro del empleo protegido.
La situación laboral de este colectivo es una de las claves que revelan cuál es su posición en la sociedad y de la enorme dificultad a la que tienen que hacer frente para poder ejercer cada uno de los derechos que toda persona posee. Ligado con esto, el estudio de autodiagnóstico muestra que el 74% de estas mujeres poseen ingresos propios -ya sea por una pensión o por trabajo- aunque la mayoría son inferiores al salario mínimo interprofesional. No obstante, la mayor parte de las entrevistadas en el estudio -más de 3.000 en toda Andalucía, trescientas de ellas en Jaén- reconoce no tener libertad para gestionar su propio dinero, una tarea de la que se suele encargar o su pareja o sus familiares.
La investigación parte de la idea de que sufren una doble discriminación en la sociedad, una por poseer una discapacidad y otra por ser mujer, cuestiones que inciden negativamente en la calidad de vida estas mujeres. «Con este estudio hemos querido comprobar cuáles son los efectos de la múltiple discriminación», apuntó Mª Ángeles Cózar, presidenta de la Federación de Asociaciones para la Promoción de la Mujer con Discapacidad Luna Andalucía, que fue la encargada de presentar ayer en Jaén el resultado del estudio, en el que también ha colaborado la Junta de Andalucía desde su área de Igualdad y Bienestar Social. Así pues, aparte del empleo, éste aporta datos muy significativos en múltiples cuestiones.
Han abordado desde la perspectiva del colectivo sobre la accesibilidad, la participación social y la valoración de su tiempo de ocio, su autopercepción, el grado formación; pasando por la salud, la sexualidad o la vida en pareja; hasta la maternidad o la violencia.
Salud o vivienda
Entre todo los datos obtenidos, destacan, por ejemplo, en cuestión de salud, que el 87% de estas mujeres ha sentido en algún momento que su intimidad ha sido vulnerada en los centros médicos. «Vas al hospital y te dan vueltas por todos los sitios, no corren las cortinas porque total, tienes una discapacidad y da igual... Como si no te importara ir por ahí desnuda y que todos te vean», relata una joven de 33 años que ha intervenido en el trabajo. El colectivo reclama mayor respeto y ser tratados con la misma delicadeza que al resto de pacientes. También en este ámbito, resulta llamativo 7 de cada 10 mujeres nunca ha acudido a una consulta ginecológica y más del 60% tampoco se ha hecho una mamografía. El estudio indica que estas mujeres suelen recibir diagnósticos centrados únicamente en su discapacidad sin ahondar en otras causas, lo que repercute, por ejemplo, en que no se hagan revisiones por simple prevención, algo que suele indicar a todas las mujeres.
En cuanto a vivienda y familia el documento saca a la luz que solo tres de cada diez mujeres viven en una casa adaptada a su discapacidad, «por lo tanto viven en un espacio no accesible, lo que es un factor de exclusión fundamental», apunta el documento. Y es que no se trata únicamente de que los espacios públicos estén libres de barreras, sino que también los propios hogares permitan la autonomía de las mujeres con discapacidad.
En el ámbito familiar, resulta además llamativo que a pesar de que a estas mujeres se les considera personas que necesitan del apoyo de otras, hay una gran cantidad de ellas que tienen a su cargo a otras personas, más del 40%, habitualmente a sus padres o suegros.
En Tuenti
Solo dos de cada diez mujeres con discapacidad tienen un empleo

Presentación de los resultados del estudio sobre mujeres y discapacidad ayer en el IAM. :: FRANCIS J. CANO

Videos de Jaén
más videos [+]
Jaén
Ideal.es

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.