Tramitan 63 denuncias en la última campaña de la DGT sobre el uso del cinturón de seguridad

La causa de las denuncias es por no emplear el conductor o algún viajero estos sistemas

E. P.JAÉN

La campaña especial sobre vigilancia del uso del cinturón de seguridad y sistemas de retención infantil (SRI), que ha llevado a cabo la Dirección General de Tráfico del 11 al 17 de septiembre, se ha saldado en las carreteras de Jaén con 63 denuncias formuladas por agentes de la Guardia Civil.

Según se ha informado desde la Subdelegación del Gobierno en Jaén, las denuncias se han tramitado tras el control de 4.901 vehículos y representan el 1,29 por ciento de los vehículos controlados. La causa de las denuncias es por no emplear el conductor o algún viajero estos sistemas de seguridad.

En la anterior campaña, realizada en marzo de este año, el número de vehículos controlados por los agentes de la Guardia Civil de Tráfico fue de 3.752, imponiéndose 41 denuncias (el 1,09 por ciento) a conductores o viajeros que no llevaban puesto el cinturón.

El cinturón de seguridad es un elemento básico y fundamental de la seguridad vial y reduce a la mitad el riesgo de muerte en caso de accidente. De hecho, el airbag no es eficaz si no se complementa con la utilización del cinturón de seguridad. El cinturón de seguridad y el airbag están pensados para funcionar de forma complementaria.

No llevar puesto el cinturón de seguridad es, junto con la velocidad y la conducción bajo los efectos del alcohol, uno de los principales factores de riesgo en la carretera.

Fotos

Vídeos