Ideal

Algo más de un año para acabar las obras de mejora de la seguridad vial en la variante de Quesada

  • Un total de 35 empresas optan a la licitación de la intervención en la A-315, con un plazo de ejecución de 14 meses y 1,5 millones de euros de presupuesto

Un total de 35 empresas optan a la licitación de las obras de mejora de la seguridad vial en la travesía de Quesada en la A-315, a las que la Consejería de Fomento y Vivienda destina más de 1,5 millones de euros para evitar el tránsito de vehículos pesados por el núcleo urbano. Una vez adjudicadas, el plazo de ejecución está fijado en 14 meses. El delegado de Fomento y Vivienda, Rafael Valdivielso, manifestó ayer que con esta actuación, financiada al 80 por ciento por fondos Feder, «se da un salto para contribuir al desarrollo social y económico de la localidad y potenciar así sus valores y activos agrícolas, turísticos y culturales».

Con respecto a al tráfico rodado, ha indicado que el tramo comprendido entre Peal de Becerro y Quesada registra una intensidad media diaria (IMD) de 1.585 vehículos, siendo un tres por ciento de ellos pesados. Por su parte, el tramo entre Quesada y Huesa registra una IMD de 1.031 vehículos, de los cuales un dos por ciento son pesados.

Valdivielso señaló que se trata de dotar a Quesada de una variante que «contribuirá a desatascar el tráfico, convertirlo en más seguro por el núcleo urbano al tiempo que hará más accesibles lugares emblemáticos como el Museo Zabaleta o la Villa Romana de Bruñel, el Santuario de Tíscar o la Cueva del Agua». Para el delegado de Fomento, estas obras no sólo beneficiarán a Quesada, sino también a «otros pueblos de la comarca como Huesa, Hinojares y Pozo Alcón, que cuentan con una importante oferta turística ligada al Parque Natural de las Sierras de Cazorla, Segura y Las Villas, también mejorarán su accesibilidad».

Un carril doble y glorietas

El proyecto consiste en adecuar un camino agrícola existente que rodea el municipio y convertirlo en vía de servicio de conexión con la A-315 para evitar el tránsito de vehículos pesados por el casco urbano, solucionando así los problemas de seguridad existentes.

Se construirá un carril de circulación de doble sentido de seis metros y, tanto a la entrada como a la salida de la vía, se van a adecuar glorietas para facilitar el acceso a los vehículos pesados de mayor radio de giro.

Temas