Vecinos del sector 7 denuncian el estado de conservación de esta zona

Residentes del llamado sector 7 de la ciudad muestran el estado en el que se encuentran algunas calles de la zona. / ENRIQUE

Suciedad en determinadas vías, una calle sin asfaltar, ausencia de papeleras y pocas zonas verdes son algunas de sus demandas

JÉSSICA SOTOLINARES

Los vecinos de la zona conocida como Sector 7, ubicada entre el barrio Girón y la barriada de las Américas, denuncian el estado en el que se encuentran las calles y los espacios comunes (como plazas y jardines). Las vías sobre las que ponen el acento son Agustín González, Coral Andrés Segovia, Francisco Baños y Marisa Montiel.

La suciedad que se acumula en ellas, especialmente, en la calle Agustín González es notable ya que algunos residentes utilizan parte de ella para depositar basura y otros objetos que ya no utilizan y que se mezclan con la vegetación abrupta y seca que allí se observa en un solar abandonado.

Otra de las cosas que denuncian es que tienen que esquivar los excrementos de los perros. A la falta de civismo de algunos vecinos se le añade, aseguran, que los servicios de limpieza no los recogen, lo que aporta suciedad y malos olores. Y si esto fuera poco, señalan la ausencia de bancos, de papeleras y los pocos contenedores que hay (han contabilizado un total de 3 para una población de más de 300 personas).

Las primeras viviendas se levantaron en 2008 y la mayoría de los residentes son familias jóvenes con hijos pequeños por lo que otra de las cosas que les preocupa es la falta de zonas infantiles, destacan. De hecho, sostienen que en una pequeña plaza que se ubica entre las calles Andrés Segovia y Emilio Gijón Crespo fueron los propios vecinos los que se rascaron el bolsillo para comprar pequeños árboles y plantarlos.

Calle sin asfaltar

Agradecen que, al menos, cuenten con un parque donde poder llevar a sus hijos que se encuentra entre esta zona y la barriada de las Américas. En concreto, se localiza entre las calles San Salvador y Emilio Gijón Crespo, pero revelan que la limpieza en él también brilla por su ausencia.

Sin embargo, los vehículos y vecinos que transitan entre estas dos vías pueden comprobar que llega un momento en el que el asfalto deja de existir y tienen que atravesar un camino de tierra, otra de las quejas en las que más hincapié hacen. Todo ello se suma a las obras que están a medio hacer, y que pertenecen a promotores privados, pero que también son un foco de suciedad.

Recalcan igualmente la regulación del tráfico ya que, afirman, la zona está plagada de direcciones prohibidas por lo que muchos de ellos se ven obligados a tener que dar verdaderos rodeos con sus vehículos para llegar a sus domicilios.

Ante este panorama, no han tardado en registrar varios escritos en el Ayuntamiento de Linares, contactar con los concejales con competencia en el asunto, pero por el momento, no se ha dado solución a sus demandas y afirman que los únicos que han contribuido hasta la fecha a adecentarlo un poco ha sido la Patrulla Verde de la Policía Local que ha acudido siempre a sus llamadas.

Por último, denuncian que en muchas viviendas de las calles Agustín González, Coral Andrés Segovia y Francisco Baños la presión del agua no es la adecuada y esperan que los escritos que desde Linaqua les han recomendado que mandasen sirvan para algo.

Fotos

Vídeos