Sentencia millonaria contra el Ayuntamiento de Linares por una expropiación

Parque de Cantarranas, uno de los pulmones verdes más grandes de la ciudad. /ENRIQUE
Parque de Cantarranas, uno de los pulmones verdes más grandes de la ciudad. / ENRIQUE

El Tribunal Supremo ratifica una sentencia por la que el Ayuntamiento tendrá que abonar 7 millones de euros por la expropiación de unos terrenos en Cantarranas

JÉSSICA SOTOLINARES

Diez años después de su construcción, el que es probablemente el mayor pulmón verde que hay en la ciudad se le puede atragantar al Ayuntamiento de Linares.

Una sentencia del Tribunal Supremo ratifica que el Consistorio linarense debe pagar 7 millones de euros por la expropiación de parte de los terrenos sobre los que se levantó. Así lo constata el Supremo después de años y años de juicios en los que los propietarios de los terrenos y el Consistorio linarense han pleiteado por el valor de ese suelo. Todo comenzó en el año 2004 cuando el Ayuntamiento de Linares empezó el procedimiento administrativo en la Comisión Provincial de Valoraciones de la Junta de Andalucía. «El Ayuntamiento aludió a que ese era suelo rústico, pero en realidad es un suelo urbanizable. Al principio se valoró el terreno pero por mucho menos de lo que valía y eso es lo que hemos pleiteado desde entonces», comentó Salvador Martín, el abogado de una parte de los propietarios de los citados terrenos.

De las cinco fincas catastrales que se expropiaron de Cantarranas, es la de mayor extensión la que corresponde a los clientes del letrado y por la que se condena al Ayuntamiento de Linares a pagar 5 millones de euros por el coste de la expropiación, a los que hay que sumar otros dos millones en concepto de intereses que se han ido generando en estos más de doce años.

En concreto, en su momento se tasó esa parcela en unos 400.000 euros atendiendo a que se trataba de un suelo rústico, según el Ayuntamiento y, por tanto, con un valor muy inferior al fijado ahora por el Supremo. «No entendemos cómo el Ayuntamiento sigue diciendo que eso es suelo rústico cuando no es así y según se recoge en el principio de equidistribución de suelo de beneficios y cargas del planeamiento», añadió el abogado.

Según este principio, debe existir un reparto equitativo de los beneficios y las cargas del planeamiento del suelo para los propietarios. Además de esta sentencia, el pasado lunes se dio a conocer otra que tampoco da la razón al Ayuntamiento de Linares. Así, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía condena al Consistorio linarense a pagar 427.881 euros más intereses por otra finca catastral perteneciente a los mismos propietarios en Cantarranas. Esta sentencia se puede recurrir. El procedimiento ya dura 14 años y el abogado espera que pronto pueda quedar del todo resuelto, aunque esto supondrá un agujero para las arcas municipales.

Un espacio único en Linares

Fue en el año 2008 cuando los linarenses vieron cómo una de las zonas periféricas que peor imagen presentaban de la ciudad porque allí se vertían residuos urbanos y mineros se transformaba en un extenso parque. Junto al famoso arroyo Periquito Melchor y en la zona conocida como Cerro Minilla, las instalaciones cuentan con más de 121.000 metros cuadrados y 2.000 metros de perímetro. Además de ser un espacio único, en él se han realizado diferentes actividades como plantaciones por parte de escolares, visitas guiadas y encuentros de personas mayores organizados por el Patronato de Bienestar Social.

Fotos

Vídeos