Ideal

El centro Enira prevé cerrar el año con la formación de 5.000 usuarios

Agentes haciendo prácticas policiales en las instalaciones de La Enira
Agentes haciendo prácticas policiales en las instalaciones de La Enira / Enrique
  • Mantendrían las cifras del pasado año y en el mes de noviembre impartirán unas jornadas de especialización para los miembros de la Legión

El Centro de Prácticas Operativas (CPO) de Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado de La Enira cerrará el año con unos 5.000 usuarios en sus instalaciones. Son las previsiones que estiman desde el centro y con las que mantienen el número de los profesionales que se formaron en él en 2015. La actividad se ha incrementado en La Enira desde el mes de septiembre, toda vez que en verano la venida de agentes fue menor a consecuencia de las vacaciones. «Hemos retomado los cursos que teníamos programados para este año y con los que han venido más alumnos a la Enira», sostiene Jorge Galdeano, coordinador del centro.

En este sentido, en el mes de septiembre pasaron por las instalaciones 15 agentes para asistir a un curso muy específico de acceso a Tédax-NRBQ (Técnicos Especialistas en Desactivación de Artefactos Explosivos nucleares, radiológicos, biológicos o químicos).

Por su parte, el pasado lunes comenzaron a formarse otros 150 agentes en un curso de acceso a la UIP (Unidades de Intervención Policial) que serán los encargados de velar por la seguridad ciudadana y el orden público. «Estos son los principales usuarios que tenemos en el centro y es un curso que se hace todos los años», declara Galdeano.

De hecho, la clausura de estos cursos se realiza en el Polideportivo San José en un acto abierto a la ciudadanía y con la asistencia de altos mandos de los Cuerpos de Seguridad.

De forma paralela proseguirán con las jornadas de actualización para los Tédax y los profesionales de la UIP y que son muy demandadas. De cara ya al mes de noviembre, se desplazarán hasta Linares miembros de la Legión para formarse en unas jornadas de especialización, con lo que ampliarán el número de cuerpos de Seguridad que conocen las instalaciones de La Enira.

Ya lo han hecho otras policías internacionales en anteriores ocasiones como la CEPOL (Escuela de Policía Europea) y, según Galdeano, salieron satisfechos tanto de la formación como de las instalaciones. «Fue un curso muy importante que se impartió dos años consecutivos. Estamos trabajando para que se vuelva a albergar aquí pero es algo muy difícil», añade el coordinador.