Ideal

Apoyo unánime a la caseta 'Todos somos Sáhara'

Apoyo unánime a la caseta 'Todos somos Sáhara'
  • Ya desde el primer día de feria, los voluntarios se afanaron en acondicionar el espacio para que todo quedara listo

Esta Feria de San Agustín 2016 ha sido la primera para la Asociación de Apoyo al Pueblo Saharaui Provincial de Jaén, quien decidió no ser menos e instalar la caseta 'Todos somos Sáhara' en el recinto ferial del Pisar. Y esta decisión ha resultado ser acertada, ya que ha tenido muy buena aceptación por parte de los numerosos visitantes que han pisado el ferial.

Ya desde el primer día de feria, los voluntarios se afanaron en acondicionar el espacio para que todo quedara listo, y exhaustos pero felices dieron por concluido su labor hasta altas horas de la madrugada del último día. Los fondos recaudados irán destinados a un proyecto de niños discapacitados y a sufragar los gastos del desplazamiento de los niños discapacitados de los campamentos saharauis y de sus monitores que viajan a la provincia en los meses de verano, así como la ropa y unos presentes para las familias de los niños.

Actividades

Es por ello que la entidad organiza una serie de actividades en localidades de la provincia de Jaén, y esta iniciativa ha sido una de ellas, con el claro objetivo de ayudar en la medida de la posible en la mejora de estos niños y de poder traer en años venideros a más pequeños. Desde la asociación se muestran satisfechos de su paso por el ferial, ya que «ya no sólo lo estamos por la parte económica sino también por la repercusión que ha tenido en la gente. Había gente que desconocía el tema del Sáhara y se han implicado, venían luego todas las noches interesándose y para nosotros eso ha sido lo más importante. Que la problemática del Sáhara se conozca, ha sido más importante que lo que podamos recaudar», confesó Aurita Sánchez, socia de la asociación.

En esta caseta han colaborado tanto voluntarios del colectivo como personas que han decidió aportar su granito de arena de forma desinteresada, sobre todo, los más jóvenes. «Para la asociación es un orgullo porque ha colaborado gente que no es de la asociación, algunos se han metido a trabajar y otros han donado comida. Quisiera destacar la juventud que ha estado aquí colaborando, gente que ha venido de Mancha Real, de Úbeda, de Martos, que a la hora de 'dar el callo' en la caseta lo han dado», afirmó Sánchez. Reconoció que al ser novatos aún quedan muchas cosas que mejorar, quizás para el año que viene, pero esta experiencia no ha dejado de ser, aunque dura, «muy bonita y enriquecedora».