Sin timbre para pedir asistencia

Ignacio Vílchez, con su reclamación y el timbre sin funcionar./IDEAL
Ignacio Vílchez, con su reclamación y el timbre sin funcionar. / IDEAL

Pacientes ingresados lamentan no poder llamar a los enfermeros por una avería

Laura Velasco
LAURA VELASCOJaén

Ignacio Vílchez lleva un largo historial médico a sus espaldas. Hace tres años le quitaron el colon debido a una colitis ulcerosa. Hace una semana fue operado de una fístula, tras lo que permanece ingresado en el Hospital Médico Quirúrgico de Jaén. Por su situación y por complicaciones estos días, tiene la necesidad de ir al baño en numerosas ocasiones. Y, en consecuencia, de avisar a los enfermeros. Solo que hay un problema: no funciona el timbre de las habitaciones de la cuarta planta del hospital.

«Esto nos obliga a los enfermos a tener en todo momento a un acompañante para avisar de cualquier eventualidad, o levantarnos aunque no podamos y arrastrarnos a avisar al personal de Enfermería», indicó ayer.

El jienense reconoce que al principio de su estancia hospitalaria «iba andando a avisar a las enfermeras de día y de noche». «Después mi situación se complicó porque el reservorio que tengo desde que me quitaron el colon se me ha inflamado, con lo que iba más veces al baño y cada vez estaba mas débil. En ese momento le tuve que pedir a mi madre, con 68 años, que me acompañase por las noches, ya que mi mujer está trabajando en Sevilla y no tiene mas días de permiso, además de que tiene que hacerse cargo de nuestra hija de siete meses», lamentó el paciente.

«Nos obliga a tener en todo momento a un acompañante para avisar»

Según Ignacio Vílchez, que ya ha interpuesto la correspondiente reclamación, en algunas habitaciones se enciende la luz de aviso que hay junto a la puerta, pero el personal de Enfermería solo lo ve «si pasa por allí». Asimismo, lamenta que su caso «no es el peor», ya que también se encuentran ingresadas personas mayores que «no pueden levantarse ni alzar la voz en caso de alguna emergencia», o directamente hay pacientes que no cuentan con acompañantes en las habitaciones.

«Menuda vergüenza de dirección del hospital. No sé cuánto dinero se pueden ahorrar dejando esto así, esperemos que ese ahorro no suponga llegar tarde a socorrer a un enfermo que no tenga acompañante ni fuerzas para levantarse», concluyó el paciente.

Desde la Junta de Andalucía informaron ayer de que la causa reside en la avería de la placa que atienda las llamadas de un ala de la cuarta planta, que afecta a 30 camas. Como es habitual en estos casos, se ha pedido una nueva placa que, según confirmó ayer el proveedor, será servida e instalada hoy.

Sobre la atención a los pacientes, incidieron en que esta no se ha visto alterada «porque como es habitual el personal de planta, médicos enfermeras y auxiliares, hacen los correspondientes turnos de atención y supervisión».

Fotos

Vídeos