Ideal

La educación, herramienta de desarrollo

La educación, herramienta de desarrollo
  • OTRAS MIRADAS | LIGA JIENENSE EDUCACIÓN Y CULTURA POPULAR

  • La Liga Jienense de la Educación y la Cultura Popular lleva más de quince años trabajando por una educación accesible a cualquier ciudadano

LA educación siempre a debate: los malos resultados en España del informe Pisa, las voces a favor y en contra de la Lomce, la reciente controversia sobre los deberes en casa, con huelga incluida de 'lápices caídos' durante este mes, así como las discusiones sobre la calidad educativa, los recortes en el sector o la necesidad de revisar la profesión. Mil caras para un tema, la educación, sobre la que aún queda mucho por decir. En Jaén nació hace algo más de tres lustros una entidad integrada por ciudadanos y ciudadanas interesados en conseguir que la educación y también la cultura sean instrumentos para el desarrollo social, basado en la tolerancia, la democracia y la solidaridad. Así habla su presidenta, Carmen Rueda, de la Liga Jienense de la Educación y la Cultura Popular. Ella, además, ha estado ligada profesionalmente al sector desde siempre, ocupando diferentes cargos desde los años 90 en el Centro de Profesorado de Jaén, así como en el departamento de Didáctica en Ciencias Sociales de la Universidad de Jaén. La asociación se encuentra incluida en la Liga Internacional de la Educación y la Cultura Popular. «La educación no solo consiste en tener una plaza escolar pública, gratuita y de calidad, sino también lograr el éxito escolar», cuenta Rueda. Por ello, «defendemos el derecho a la educación permanente como única vía para el desarrollo del ser humano, sea cual sea su edad, sexo y condición sexual».

Tras su creación en el año 2000, tuvo unos años de intensa actividad, que se ralentizó posteriormente durante un tiempo. Hasta ahora, cuando ha tomado nuevamente impulso para llegar cada vez a más ciudadanos y poder seguir trabajado en los ámbitos educativos y culturales de la provincia jienense.

Entre algunas de las acciones que se llevan a cabo se encuentra el Plan de Apertura de Centros, con los que se persigue transmitir y difundir los beneficios de la educación, la cultura y la convivencia a aquella población que, en el ámbito de la escuela pública menos oportunidades tiene, a la vez que es un programa que trata de conciliar la vida laboral y familiar, proporcionado una alternativa de educación en espacios de ocio, dirigida mayoritariamente a la población escolar entre 3 y 16 años.

El colectivo también ha llevado a cabo en algunos municipios jienenses la Intervención en Absentismo escolar y prevención del mismo, con el objetivo de contribuir a prevenir el absentismo de menores escolarizados con necesidades educativas especiales asociadas a condiciones sociales desfavorecidas.

Menores en conflicto

Una de sus líneas se centra, de la misma forma, en la atención e intervención de familias con menores en situación de conflicto o dificultad social en la provincia. Carmen Rueda incide en que quieren, a través de este programa, «prevenir situaciones de riesgo o conflicto social, a través de la minimización de factores de riesgo mediante una intervención multidisciplinar en competencias familiares, educativas, personales y redes de apoyo».

También, centrándose en la atención a los menores, llevan a cabo un programa de acogimiento residencial de menores entre 12 y 18 años, tutelados por la Junta de Andalucía, que atiende a menores que ingresan de forma programada. A ello se añade el plan de formación de mediadores juveniles para contribuir a reducir las desigualdades en salud en el marco de la prevención primaria en las zonas de transformación social de la provincia de Jaén.

La presidenta de la Liga no esconde que una de las partes fundamentales para que esta asociación funcione es el voluntariado. «Si queremos que algo se mueva, se precisa mucho esfuerzo y al final son pocas las personas con las que se pueden contar, por lo que nos gustaría que hubiera una mayor implicación y participación en un ámbito tan importante como el educativo», explica Rueda.

Precisamente en el plano del voluntariado, la entidad lleva a cabo un programa para mejorar la eficacia y calidad del voluntariado social en la provincia. Así, realizan tareas prioritarias como dar a conocer a la población en general y a los voluntarios interesados las acciones que desarrolla el entramado de asociaciones y entidades de voluntariado en la provincia.

Oficina de Voluntariado

El programa Biva se encarga de la recopilación, catalogación, almacenamiento y recuperación dinámica y permanente de la documentación y como recurso de referencia para las personas e instituciones relacionadas con voluntariado. Además, cuenta con la Oficina de Voluntariado, que tiene como función básica fomentar la solidaridad y la concienciación social de los estudiantes para que puedan realizar trabajos de apoyo y colaboración en entidades u organizaciones que necesitan y demandan voluntarios para sus programas o actividades de carácter social.

Otras de las actividades en las que trabaja son la reinserción sociolaboral para jóvenes inmigrantes extutelados en riesgo de exclusión, las actividades educativas, ocio y tiempo libre en campamentos urbanos, así como de alfabetización de inmigrantes en algunos municipios de la provincia.