Ideal

Domingo de feria con mucho ritmo

Animación en la caseta el Quinto Pino, que ayer estaba al completo.
Animación en la caseta el Quinto Pino, que ayer estaba al completo. / L. CÁDIZ
  • El recinto tuvo ayer dos caras: la de las familias montando a sus hijos en los cacharritos, y la del ambiente en las casetas con animación y baile

Lo que no se solucione con un baile, no se soluciona con nada. A pesar del buen tiempo, de ser domingo por la tarde, el ambiente en el ferial no dejaba ver ese gentío propio de los días grandes de la Feria de San Lucas. Mucho ir y venir y muchos papás montando en los cacharritos a sus peques, pero las casetas a medio gas. Eso es lo que se veía ayer en el recinto ferial Alfonso Sánchez (La Vestida) hasta llegar a la zona de baile.

Ya hace unos años que varias casetas encontraron la fórmula del éxito y no la cambian porque sigue funcionando a las mil maravillas. Los bomberos, Treintaytantos, el Quinto Pino... Llenas hasta la bandera y con animadores y bailarines sobre las barras para ir marcando los pasos de personal.

«Lleva, llévame en tu bicicleta», dice la canción de Carlos Vives y Shakira, y ayer en la Feria la bailaban y la cantaban a todos al unísono. Será seguro uno de los 'hits' de este año, entre muchos otros. Ya ayer volvieron a verse imágenes que no pueden faltar por San Lucas: los bomberos, que no faltan en su 'photocall', en el que suelen formarse colas cada vez que salen; los puestos de vinito dulce, donde echarse un vino y un baile nada más llegar al recinto o al salir, los vendedores de globos que vuelven locos a los niños, el Sapito Loco....

El domingo tiene dos caras. El del ritmo y el baile en las casetas, y el ambiente familiar en los cacharritos. Los papás montados con sus bebés en el tiovivo, los pequeños disfrutando de los coches locos, el clásico Tren de la Bruja o los ponis, que han dado paso a la modernidad, y ya no son de carne y pelo, sino mecánicos. A los niños les da igual, disfrutan igualmente.

Ayer estaban como locos. Algunos bajaban la cuesta hacia el recinto moviendo los brazos al ritmo de la música, desde su carrito.

Fueron muchos los que prefirieron comer en el centro y bajar más tarde a echar el baile o a montar a los niños en los cacharros. En otros casos, y para no hacer tarde, ayer domingo celebraron ya las tradicionales reuniones familiares o de compañeros de trabajo, con motivo de la Feria.

«Tiembla San Lucas 2016, que salen las curveras», decía la camiseta de un buen grupo de mujeres, que ayer bailaban sin descanso en la caseta Treintaytantos. Todas ellas compañeras del gimnasio Curves, de uso exclusivo para mujeres, y situado en el Bulevar.

«Nos hemos encontrado en la puerta y nos hemos juntado para echar el día», bromeaba toda una familia, que cada año cumple la tradición de ir juntos a la Feria. De todas formas, quedan muchos días por delante, y la previsión meteorológica apunta a que la mayoría de los días lucirá el sol, con lo que quedan muchas reuniones por venir.

Agresiones sexuales

Lo importante es que todos esos encuentros tengan lugar siempre con respeto. Para ello, desde Juventudes Socialistas (JJSS) de Jaén comenzaron ayer en las redes sociales la campaña 'Sin mi permiso...No', una iniciativa «por unas fiestas igualitarias y libres de agresiones sexistas».

La campaña, según el PSOE, va acompañada de un «original» diseño en rojo y negro, con el que «se quiere concienciar sobre la importancia de disfrutar en paz de estas fiestas, y conseguir que cualquier comportamiento inapropiado que atente contra la libertad de las mujeres sea no solo denunciado por quienes lo sufran, sino por quienes lo presencien».

Junto a esto, la secretaria general de JJSS de Jaén, Azahara Cabrera, explicó que la organización ha recogido la propuesta lanzada por el grupo municipal socialista en el Ayuntamiento de Jaén en días pasados, quienes apostaban por este tipo de campañas que «por un lado tienen una vertiente preventiva, de sensibilización sobre que no todo vale en un contexto festivo y con grandes aglomeraciones, donde a veces insistir puede ser ya un signo de acoso. Y por el otro, de información, saber que automáticamente y llamando al 112 o al 016 se cuenta con el apoyo necesario para denunciar si se ha sufrido alguna agresión, o si se está presenciando una de ellas».

Según Cabrera, «la tónica general en San Lucas es la convivencia y el respeto», pero «además, y dada la afluencia de visitantes a este evento y que este tipo de iniciativas contra los comportamientos machistas están contando con una gran acogida, tenemos una buena oportunidad para seguir haciendo pedagogía». «Nunca sobran este tipo de propuestas», dijo.