Ideal

«Siempre al lado del ciudadano»

fotogalería

/ L. CÁDIZ

  • La Policía Nacional celebra su patrón 'presumiendo' de las bajas cifras de delincuencia y defendiendo su papel de servidores públicos

«Somos policías de vocación y estamos siempre al servicio del ciudadano... siempre al lado del más débil». Las palabras son del comisario de la Policía Nacional, Jesús Herranz. No fue el único que ayer hizo hincapié en el papel de servidores públicos que tienen los agentes del Cuerpo, «aliados de los ciudadanos», dijo el subdelegado del Gobierno, Juan Lillo.

La Policía Nacional celebró ayer la festividad de los Ángeles Custodios, patronos del Cuerpo, en un acto institucional en la plaza de Santa María, y salió así al paso, en los dos discursos oficiales, de las críticas que se han producido en las últimas semanas a la imparcialidad de su labor tras la detención del delegado de Economía de la Junta de Andalucía, y dos empresarios, que pasaron 24 horas detenidos y conducidos ante la juez con las esposas puestas por una investigación en un presunto fraude por un contrato publicitario. «Dudar de la labor policial es inaceptable, vengan las críticas de quien vengan», dijo el subdelegado. «No se puede dudar de vuestro sacrificio y de vuestra lealtad al servicio del deber», continuó.

Aclarado este punto, ambos 'presumieron' de las buenas cifras en las que se encuentran los niveles de delincuencia en la provincia, «una de las más seguras de España», aseguró Herranz, quien apuntó a que este año 2016 está dejando una disminución en el número de delitos cometidos.

«Estamos veinte puntos por debajo de la media nacional en niveles de delincuencia», dijo el subdelegado del Gobierno, quien también destacó la alta tasa de esclarecimiento de delitos. «Se resuelven seis de cada diez delitos denunciados en un tiempo prudencial». Eso sí, si no se denuncia no puede darse ese trabajo. «El delito que no se denuncia no existe. Los ciudadanos no solo deben sentirse seguros al contar con una Policía cualificada y comprometida, sino que deben de ser sus aliados y sus colaboradores», pidió Lillo.

Prevención

Aún así, «no somos conformistas», aseguró Herranz, quien destacó la importancia de la labor de prevención para que las cifras de delincuencia continúen bajando. Concretamente habló de dos frentes en los que trabajar duramente: el tráfico de drogas y la violencia doméstica.

El subdelegado se refirió además al trabajo de prevención que se realiza a través del Plan Director en los centros escolares de la provincia. Solo a lo largo del pasado curso se realizaron más de 2.000 acciones formativas, una cifra que aspiran a aumentar en este curso que recién ha comenzado.

En el acto en la plaza de Santa María estuvo presente el alcalde de la ciudad, Javier Márquez; la delegada del Gobierno de la Junta, Ana Cobo; el presidente de la Diputación Provincial, Francisco Reyes; responsables del Cuerpo Nacional de Policía, Guardia Civil y Defensa, así como representantes de instituciones y de organizaciones sociales y numerosos vecinos.

En el transcurso del mismo se hizo entrega a policías, instituciones y personal civil de distintas condecoraciones y distinciones por su labor o por su colaboración con el Cuerpo Nacional de Policía.

En primer lugar se impusieron las cruces al Mérito Policial con distintivo blanca a 20 miembros del Cuerpo Nacional de Policía por hechos distinguidos y extraordinarios realizados con patente riesgo o peligro personal. Se trata de los inspectores jefe Jesús Cobo y Juan de Dios Piedra, el inspector Francisco Rodríguez, los subinspectores Gustavo Antonio Molina, Juan Francisco de Castro y Carlos López; los oficiales Blas Illán, Alberto García y Pedro Ortega, y los policías Sergio Muñoz, Juan Manuel Ballesta, Ildefonso Ordóñez, José Torres, Antonio Luis Ortega, Gaspar García, Fernando Gómez, Antonio Miguel Galán, Luis Sánchez, Diego Jiménez y Pedro la Torre.

Igual distinción se concedió al teniente coronel jefe de la Comandancia de la Guardia Civil, Luis Ortega; al secretario general de la Subdelegación del Gobierno, Juan Pedro Quesada; a la magistrada del Juzgado de Instrucción número 4 de Jaén, María del Carmen Ballesteros; a la fiscal delegada de Medio Ambiente y Urbanismo, María Isabel Uceda, y a la funcionaria de la Comisaría Provincial Patrocinio Tirado.

También se hizo entrega de diplomas a 32 funcionarios de Policía por su jubilación, así como de una placa al alcalde de Jaén, Francisco Javier Márquez, y otra a diario Jaén.

El acto concluyó con un homenaje a los caídos en acto de servicio, posando una corona de laurel ante la imagen del Ángel Custodio colocada en la plaza.