Ideal

Paseíllos para la polémica

Agentes de Policía conducen a detenidos por el caso de la Cámara de Comercio al juzgado.
Agentes de Policía conducen a detenidos por el caso de la Cámara de Comercio al juzgado. / IDEAL
  • El PSOE denuncia que sus detenidos sufren 'pena de telediario' y que la Policía los exhibe esposados

  • Miguel Contreras (PP) nunca fue detenido por el 'caso permuta' por el que declara hoy como imputado en el mismo juzgado de 'Paraíso'

Miguel Contreras, concejal del PP en Jaén, hará hoy el paseíllo hasta el juzgado de Instrucción 4 de Jaén como investigado por el 'caso permuta', una operación urbanística con la que un particular dio supuestamente un pelotazo de 100.000 euros: compró un local por 150.000 euros y se lo cambió al Ayuntamiento por un terreno valorado en 263.000. La Fiscalía considera que fue una compra-venta encubierta que se 'vistió' como permuta para no hacer una subasta pública. El edil irá a defender su inocencia en los juzgados desde su casa, pues nunca ha sido detenido por este asunto. Habrá cámaras esperándolo, pero no policías. Ni esposas. Tras la 'Operación Paraíso', el que la fue detenido el delegado de Empleo de la Junta y dos empresarios -que sí fueron detenidos, que durmieron una noche en los calabozos y que fueron al juzgado engrilletados- el PSOE y la Junta han denunciado maniobras para dar a algunos arrestados 'pena de telediario' y a otros no.

El nombre de Miguel Contreras salió en una investigación que partió primero de denuncias anónimas y luego de una firmada por IU en la Fiscalía, que encargó una investigación a la Policía Nacional, con la orden de que le hiciesen un informe. Los agentes encontraron indicios de delito y los reflejaron en un escrito. Se lo llevaron al fiscal jefe, Carlos Rueda. Y le preguntaron si detenían a Contreras. Por deferencia, según varias fuentes consultadas. Rueda estimó que no era necesario. Trasladó el informe policial al juzgado decano, que lo envió por turno a Instrucción 4. La magistrada Carmen Ballesteros tampoco ordenó el arresto de Contreras, sino que lo citó como imputado para el lunes 26 de septiembre.

Aplaudida anteriormente

En junio pasado un auto de esa misma magistrada fue unánimemente jaleado desde el PSOE y la Junta cuando archivó la parte política de la causa por los cursos de formación de la Operación EDU, sin llamar siquiera a declarar a la exdelegada de Empleo, Irene Sabalete, investigada policialmente. Sabalete sí fue detenida por orden de la jueza Alaya por otra causa judicial aún abierta en Sevilla, y sufrió 'pena de telediario' a escala nacional.

En Instrucción 4 cayó también la 'Operación Paraíso', que se investigaba desde el mes de abril por la denuncia en Fiscalía de un ex empleado de una agencia de publicidad sobre el supuesto fraccionamiento fraudulento de una campaña de publicidad de 56.000 euros de la Diputación para eludir un concurso público. Fiscalía vio indicios de delito y lo pasó al juzgado. La jueza encargó a la Policía que investigase. El lunes pasado la Policía arrestó a dos empresarios y tomó declaración como investigadas a dos funcionarias. En esas declaraciones salió el nombre de De la Torre, al que previamente no se había investigado. Lo arrestaron por la tarde, en torno a la seis y media: lo llamaron y él mismo se presentó en Comisaría.

Oficialmente la Policía, a través de su portavoz, no dice ni una palabra sobre este tema. Pero esa tarde, coinciden varias fuentes cercanas al caso, ni las diligencias estaban acabadas ni la jueza ordenó que pasasen a los detenidos al juzgado. Así que durmieron en el calabozo «como ocurre siempre en circunstancias similares», según varias fuentes. Al día siguiente fueron al juzgado. Esposados.

«Por norma, para garantizar su seguridad y la de terceros, todos los detenidos van a los juzgados con esposas. Es responsabilidad de la Policía decidir cómo se trasladan. En este caso, como deferencia, se hizo una consulta al juzgado y la respuesta es que no había motivo para hacer una excepción», es la respuesta que da una fuente relacionada con el caso. Hay dos versiones sobre porqué el que el traslado se hizo en coches camuflados y no en coches patrulla y con policías uniformados: unos aseguran que no había zetas disponibles y otros que hubo indicaciones de la superioridad para hacerlo lo discretamente posible. Pero había cámaras esperando.

Polémica

La escandalera sobre la 'pena de telediario' a los detenidos ha sonado tan fuerte como el caso penal que se investiga. El portavoz del Gobierno, Miguel Ángel Vázquez, calificó la actuación policial de «sorprendente y llamativa». El consejero de Empleo, José Sánchez Maldonado, vio la «desproporcionada». Hubo artículos de prensa como el del periodista Antonio Avendaño en 'El Plural', que preguntaba directamente si se había producido «una detención política en Jaén».

No es la primera vez que el PSOE cuestiona a la Policía en Jaén. Cuando se imputó a Contreras por el 'caso permuta', la vicesecretaria general del PSOE de Jaén, Ángeles Férriz, advirtió de que se trataría de un «escándalo de primera magnitud» si se confirmaran supuestas presiones a la Policía para no detenerlo. «No se puede utilizar a las fuerzas de seguridad del Estado ni a la justicia para intereses partidistas», dijo. IU también denunció esas supuestas presiones, sin pruebas.

Desde el PSOE se ha citado también el agravio respecto a los primeros siete detenidos en la operación por irregularidades en la Cámara de Comercio de Jaén, que fueron al juzgado sin esposar. Fuentes cercanas a la investigación indican que en realidad el 8 de septiembre, cuando se llevó a los arrestados a Instrucción 3 de Jaén, el primer porte se hizo con dos implicados esposados. Desde el juzgado indicaron entonces que no era necesario que el resto fueran con los grilletes puestos. Esos siete sí habían pasado la noche en los calabozos.

El tiempo justo

El mismo magistrado, Miguel Sánchez-Gasca, fue quien recibió el 15 de junio a los responsables de la Caja Rural detenidos por supuestas irregularidades en los gastos de representación. Estuvieron en Comisaría el tiempo justo y sin esposas. «Los reclamó el juez y hubo indicaciones de la superioridad respecto a cómo hacer el traslado», explican personas cercanas a este caso.

Tanto las averiguaciones policiales del 'caso permuta', como la Operación Paraíso, como la investigación en la Cámara de Comercio y en la Caja Rural han sido realizadas por agentes de la Unidad de Delincuencia Especializada y Violenta, UDEV, de Jaén. El responsable de esa unidad, el inspector jefe Alfonso Ruiz Piote, fue galardonado hace años por la Junta con la Bandera de Andalucía por su trayectoria y su lucha contra los malos tratos, y más recientemente recibió la Cruz Oficial de la orden al Mérito Civil del Ministerio del Interior.