Ideal

FÚTBOL SALA

El Pozo Murcia hace valer su condición de favorito ante el Atlético Mengíbar FS (1-11)

Los jugadores del Murcia celebran uno de sus goles.
Los jugadores del Murcia celebran uno de sus goles. / MENGÍBAR FS
  • El conjunto dirigido por Javi Garrido firmó un buen primer periodo, pero se desfondó en el segundo round encajando un marcador abultado

No pudo ser. Pero el partido de ayer entre el CD Atlético Mengíbar FS y El Pozo Murcia quedará grabado en la historia del fútbol sala de la provincia jienense. El Pozo Murcia, actual campeón copero, y que hace sólo unas semanas se hizo también con el título de la Supercopa tras derrotar al Movistar Inter en Antequera, superó con claridad a un combativo Atlético Mengíbar FS en los dieciseisavos de final de la Copa del Rey (1-11).

En tres años los pupilos dirigidos por Javi Garrido han pasado de Tercera Andaluza a jugar en Segunda División Nacional y afrontar una eliminatoria contra un equipo que forma parte de la élite mundial y que cuenta con numerosos jugadores internacionales. Con trabajo, serio y humilde, se puede llegar a soñar con hacer realidad grades gestas deportivas.

Los locales salieron de inicio con Sergio de Pablos, Fran Peña, Toni, Ureña y Owen. Por su parte El Pozo puso en liza a Fede, Álex, Cardinal, Fernando y Matteus.

En los primeros minutos del duelo hubo ocasiones para ambas escuadras. Fran Peña estrelló el esférico en el lateral de la portería rival y Fernando se topó con los reflejos de Sergio de Pablos en su respuesta. Miguel Ureña también lo intentó con un tiro que se perdió fuera por poco.

El Pozo Murcia fue el primero en golpear. Un error en la circulación del esférico permitió a Cardinal inaugurar el marcador a los cinco minutos. Además, el Mengíbar se cargaba de faltas (5) y los de Garrido se quejaban del distinto rasero de los colegiados a la hora de señalarlas.

Fede erró una buena contra local, y el que no falló fue Fernan, que aprovechó un nuevo error de los locales en la salida del balón para ampliar distancias en el marcador. Los nervios ante uno de los gallitos del fútbol sala nacional se pagan caro.

A partir del ecuador del primer round se produjo un intercambio de golpes, en el que brillaron los metas de ambos equipos.

El abarrotado pabellón Sebastián Moya Lorca casi se cae cuando a falta de dos minutos para el final Miguelao remata en el segundo palo un saque de esquina superando a Fede (1-2) y eliminatoria abierta. A renglón seguido, David Cuadrado pudo hacer el empate a dos pero el meta murciano le ganó la mano en el uno contra uno.

En la recta final del primer periodo Cardinal enganchó, desde más de once metros, un saque de esquina para firmar el uno a tres, y el segundo de su cuenta particular, con el que se llegó al descanso, pese a que Tortu, en la siguiente acción, se topó con el larguero en su intento de reducir distancias en el marcador.

Segundo round

Tras la reanudación, el capitán visitante, el diablo ciezano, Álex, hizo el cuarto en el minuto 22 de una bella volea.

El Pozo Murcia salió a resolver el encuentro por la vía rápida. Fernan logró el quinto en el 24 y Matteus el sexto un minuto más tarde.

Sergio de Pablos se marchó lesionado por un golpe con Andresito. Y en un disparo de Raúl Campos, que se introdujo un jugador local en propia puerta, cayó el uno a siete en el minuto 27.

A falta de nueve para el final, Javi Garrido ordenó a los suyos jugar de cinco, con Fran Peña como portero jugador. Fabio salvó la primera ocasión de Owen.

El croata Dario Marinovic puso el uno a ocho en el marcador a portería vacía y el portugués Cardinal firmó un hat-trick para hacer el uno a nueve. Los charcuteros se desataron en la recta final. Quedaban cinco minutos para el final. Cardinal repitió para el uno a diez, con un Mengíbar FS roto que veía como Raúl Campos aumentaba la cuenta (1-11). Demasiado castigo para lo que se pudo ver en la cancha jienense.