Ideal

Jaén, protagonista de un videojuego

Imagen de la recreación virtual de la Catedral de Jaén para el videojuego 'Codex Magdala'.
Imagen de la recreación virtual de la Catedral de Jaén para el videojuego 'Codex Magdala'. / CODEX MAGDALA
  • Bajo el nombre de 'Codex Magdala', se basa en el misterio de la posible descendencia de Jesús y María Magdalena, con el Santo Reino como escenario clave

Como algunos jienenses dicen, por fin se sitúa a la tierra del olivar en el lugar que se merece. Porque aunque aún es pronto para saber qué repercusión tendrá, lo cierto es que Jaén cobrará protagonismo, y mucho, en el nuevo videojuego ‘Codex Magdala’, basado en los misterios que rodean a la posible descendencia de Jesús y María Magdalena.

Y es que en la trama el Santo Reino es uno de los escenarios principales. Para más jaenerismo, dos de sus creadores tienen acento jienense, concretamente, de Linares y Mancha Real. Y la historia no se queda aquí: la idea es publicar próximamente una novela que recoja las conclusiones de la investigación, así como una producción cinematográfica, para lo cual ya están negociando con diferentes editoriales y productoras.

Sus promotores afirman que al que le gustó el Código da Vinci, «le encantará» el juego, puesto que aúna intriga con grandes dosis de investigación. De hecho, el videojuego es fruto de un proceso de documentación que se ha prolongado durante 15 años. Así, en la trama se mezclan datos y documentos reales con otros más mitificados y la ficción propia de un videojuego, pero teniendo presente que toda la trama girará a dichos documentos, «por lo que se creará una ficción muy creíble y que, sin duda alguna, dará que hablar y hará las delicias de muchos seguidores», relatan sus creadores.

Natural de Mancha Real es Francisco Pérez, diseñador y modelador del juego, quien se ha encargado de la recreación virtual de los escenarios, entre ellos, el de Jaén. Aunque lleva más de una década a caballo entre Madrid, Granada y Los Ángeles, asegura tener corazón jaenero.

Los 15 años de trabajo de investigación sobre el misterio los ha combinado con una ardua labor de diseño que, por fin, cobra forma. «Hemos ido recreando edificios, capillas, catedrales o rutas, lo más complicado ha sido la parte de Francia. Para mí ha sido muy gratificante recrear mi ciudad, Jaén, y ver que se le da la importancia cultural que tiene. Creo que no se le valora lo suficiente y la sitúan siempre en el último puesto en todo, pero además del aceite posee un factor cultural que desconocemos y que en el videojuego se pone de relieve», recalcó Francisco Pérez.

El mancharrealeño se sintió «sorprendido» cuando descubrió «todo el misterio que guarda Jaén». «La Catedral o El Abuelo esconden muchos secretos, algo que no me esperaba, de hecho, fue la ciudad que más me sorprendió. El videojuego se basa en puzzles para componer, el propio jugador se convierte en investigador», advirtió.

En la misma línea se pronunció John Wolf, nacido en Linares, guionista del videojuego, recalcando que «Jaén tiene mitos, historia y enigmas en cada rincón de su geografía, aunque es una lástima que mucha de ella no se sepa o se haya olvidado». «Jaén es uno de nuestros escenarios principales y sé que muchos jienenses se van a sorprender que como encajan las piezas sin tener que forzarlas», añadió.

Tanto John como Francisco esperan que el videojuego «sea todo un éxito». Por lo pronto, hacen un llamamiento a las administraciones de la provincia para que apuesten por su proyecto y les ayuden con la financiación del libro y la película.

Marc es un periodista de investigación que es enviado a Rennes le Chateau, un pequeño pueblo francés, para cubrir un reportaje sobre la apertura de una antigua cripta que se halla bajo la iglesia.

Trama

El pueblo fue protagonista de la vida de un enigmático cura, el abad Berenger Sauniere, que, según testigos y el mito, halló unos pergaminos durante unas reformas en la iglesia y al descifrarlos comenzó a obtener importantes ganancias. A raíz de ello comenzó también a reformar la iglesia de manera sorprendente, colocando demonios y artes poco religiosas. También a profanar tumbas del cementerio en la noche, retocar estaciones del vía crucis, etc. Durante más de 100 años nadie ha sido capaz de descifrar los posibles mensajes ocultos del abad, creando así el misterio de Rennes le Chateau.

La trama del abad Sauniere tiene muchas conexiones con la del conocido como Obispo Insepulto de Jaén, resaltan los creadores del videojuego, pues ambos se hicieron de una gran riqueza y comenzaron a construir. –Úbeda y Baeza son testigos históricos de las construcciones del obispo–.

En la trama ocuparán un papel importante tanto el mencionado clérigo, como la talla de El Abuelo, el Santo Rostro, la leyenda del lagarto y la Sierra del Quiebrajano, entre otros elementos. «Una trama muy bien cosida (con un final totalmente ficticio) pero que no desentonará con la historia y leyendas de cada lugar», recalcan.

Para finalizar, la trama prosigue en la Capilla de Rosslyn, en Escocia, cuna de los misterios templarios y del Santo Grial. «Todos los amantes del código da Vinci, de las aventuras gráficas, del misterio en general es a los que va destinado este proyecto y creemos y confiamos en que no defraudará a nadie. La calidad visual será increíble, así como la jugabilidad. Si te gustan los enigmas históricos y aprender al mismo tiempo, ‘Codex Magdala’ es tu mundo», destacó el guionista del videojuego.

Este miércoles lanzaron la versión beta para medios de comunicación, con algunas escenas. Habrá que esperar hasta finales de marzo o principios de abril para encontrar en el mercado la versión para el público en general.