«Conducir no son todos los derechos de las mujeres», avisa una princesa saudí

Reema bint Bandar al-Saud habla con los medios. /IAN TIMBERLAKE (AFP)
Reema bint Bandar al-Saud habla con los medios. / IAN TIMBERLAKE (AFP)

«La violencia doméstica es muy grave. Les prometo que de verdad estamos trabajando en ello», defiende Reema bint Bandar al Saud

COLPIAS / AFP

Arabia Saudita está trabajando para profundizar los asuntos relacionados con los derechos de las mujeres, después de que se les permitió manejar y acudir a partidos de fútbol, dijo una de las principales funcionarias mujeres del reino.

"Estas son victorias rápidas, sabemos que podemos hacerlas, mujeres en el estadio, mujeres conducienco , es genial, pero conducir no son todos los derechos de las mujeres", dijo la princesa Reema bint Bandar al Saud, al Atlantic Cooncil en Washington.

Como parte de un amplio abanico de iniciativas de reformas sociales y económicas frente a la caída de ingresos del petróleo, el rey Salman anunció en septiembre que las mujeres saudís tendrían permitido conducir desde junio de este año. El reino, el único país del mundo en el que una mujer no puede ponerse detrás del volante, les permitió por primera vez en enero mirar un partido.

Saud, una vicepresidenta de la Autoridad General del Deporte de Arabia Saudita, dijo que continúan trabajando en asuntos profundos que incluyen que "una mujer se sienta segura en su casa" y tenga abierta la posibilidad de una carrera, en una sociedad tradicional dominada por hombres. "Esas son cosas que serán más dinámicas en el debate a favor de los derechos de las mujeres que sólo conseguir que conduzcan", dijo Saud, quien en 2016 se convirtió en la primera mujer nombrada en un puesto en la Autoridad, equivalente a un ministerio. "La violencia doméstica es muy grave. Les prometo que de verdad estamos trabajando en ello".

La Autoridad de Deportes trabaja en conseguir que más saudíes se ejerciten como parte de su esfuerzo por tener una población más saludable. Las saudíes se cubren tradicionalmente desde la cabeza a los pies con un vestido negro, conocido como abaya, aunque Saud dijo que el atuendo no será un estorbo para que las mujeres hagan ejercicio.

La princesa señaló que conoce tres compañías que hacen abayas para correr y dos más que tienen vestimentas diseñadas para andar en bicicleta: "La innovación vendrá, tiene que venir", dijo. "Supongo que hoy estoy usando pantalones", añadió la princesa, que también calzaba unos brillantes zapatos plateados, mangas anchas moradas, negras y grises, con un pañuelo azul alrededor de su cabeza.

Fotos

Vídeos