Ideal

Amal Clooney.
Amal Clooney. / Frederick Florin (Afp)

Amal Clooney pide una reunión con Al Sisi para lograr la liberación de un periodista

  • Mohamed Fahmy, condenado por apoyar a los Hermanos Musulmanes, podría ser expulsado en breve a Canadá en virtud de un decreto promulgado el pasado mes de noviembre por el presidente egipcio

Un tribunal egipcio volverá a juzgar el 12 de febrero a los dos periodistas de Al Jazeera que aún permanecen en prisión, después de que su colega australiano fuera expulsado de Egipto y a la espera de que el canadiense sea igualmente deportado.

El australiano Peter Greste, el canadiense Mohamed Fahmy y el egipcio Baher Mohamed, todos trabajadores de la cadena catarí, fueron sentenciados a entre siete y diez años de prisión por apoyar, supuestamente, al ilegalizado movimiento de los Hermanos Musulmanes del presidente Mohamed Mursi, depuesto en julio de 2013.

Ante la ola de indignación internacional que levantó su juicio, en junio de 2014, la justicia anuló el veredicto el 1 de enero de 2015 y ordenó un nuevo proceso. Altos responsables del Tribunal de Apelación del Cairo, que fija la agenda judicial, han anunciado que el nuevo proceso se abrirá el 12 de febrero, pero no han precisado si Greste -y Fahmy, en caso de ser expulsado antes de esa fecha- serán juzgados en ausencia o si las acusaciones contra ellos serán abandonadas definitivamente.

El presidente Abdel Fatah Al Sisi, exjefe del ejército que derrocó a Mursi, promulgó en noviembre un oportuno decreto que autoriza la expulsión de extranjeros condenados o en proceso de ser juzgados. Greste fue liberado y deportado a Australia el 1 de febrero, mientras que Fahmy podría ser expulsado en breve a Canadá, tras renunciar a su nacionalidad egipcia. Su puesta en libertad, anunciada como inminente desde hace varios días, tarda en llegar, por lo que su abogada, la mediática Amal Clooney, ha solicitado un encuentro con Al Sisi para acelerar su liberación.