Ideal

Llegan a Madrid los españoles evacuados de Libia

Vista del humo que sale de un depósito de combustible del aeropuerto internacional de Trípoli.
Vista del humo que sale de un depósito de combustible del aeropuerto internacional de Trípoli. / Efe
  • Los 37 españoles han partido de Trípoli esta mañana junto a un grupo de familiares directos suyos de nacionalidad libia

Los 37 españoles que han expresado su deseo de salir de Libia y han sido evacuados por el Ministerio de Asuntos Exteriores en un vuelo del Ejército del Aire han aterrizado a las 15.20 horas en la base de Torrejón de Ardoz (Madrid). Los españoles han partido de Trípoli esta mañana junto a un grupo de familiares directos suyos de nacionalidad libia, en una evacuación que ha sido supervisada por la Unidad de Emergencia Consular.

En el avión han viajado a Madrid 60 personas: los 37 españoles, más diez familiares directos -de los que nueve son libios y uno palestino- además de 13 ciudadanos de la UE, de los que diez son portugueses y tres polacos. Acompañando al grupo evacuado iba la cónsul española en Libia, mientras que el embajador español en Trípoli, José Antonio Borgallo Huidobro, permanecerá en el país.

Los españoles han sido recibidos en la base de Torrejón por el subsecretario de Exteriores, Cristóbal González-Aller, así como por la directora general de Asuntos Consulares del Ministerio. Ambos, acompañados por personal diplomático de Portugal y Polonia, que han recibido a sus nacionales.

Exteriores ha informado en un comunicado de la evacuación, que se ha producido "ante la situación de suma inestabilidad" que está atravesando Libia. En su nota, Exteriores recuerda que no va a cerrar su Embajada en Trípoli "como muestra de apoyo a la transición libia y a sus instituciones y de solidaridad con el pueblo libio en estos momentos de crisis". Sin embargo, tal y como apuntó el ministro de Exteriores, José Manuel García-Margallo, quien ha supervisado la operación de evacuación, el personal de la Embajada se verá reducido al máximo y permanecerá al frente el embajador, a quien acompaña un equipo de apoyo.

El Gobierno urge a un alto el fuego y a que se ponga fin a los enfrentamientos armados, reitera su llamamiento a todos los actores políticos y sociales para que apoyen decididamente al nuevo Parlamento, elegido el pasado 25 de junio, y afirma que continuará trabajando con sus socios internacionales y Naciones Unidas para lograr la consolidación de la democracia y la estabilización del país.

Temas