Bab Qastar, la puerta del tiempo

Excavación arqueológica que ha descubierto los restos de la puerta del Castro /Alfredo Aguilar
Excavación arqueológica que ha descubierto los restos de la puerta del Castro / Alfredo Aguilar
Historias de @LaHemeroteca

La restauración de la muralla zirí ha sacado a la luz restos de uno de los accesos más antiguos a la ciudad

AMANDA MARTÍNEZ

Conocíamos esta semana la noticia del hallazgo de restos de Bab Qastar, una de las puertas más antiguas de Granada. El descubrimiento ha sido una sorpresa para los arqueólogos, que tenían constancia histórica de la presencia de una entrada a la ciudad en este punto, pero pensaban que no se podrían encontrar restos en la actualidad. La excavación, dirigida por la arquitecta Isabel Bestué y el arqueólogo Manuel Pérez, nos permite aprender algo más sobre los orígenes de esta ciudad. Estas piedras son una puerta de acceso al siglo XI, a la qasba Qadima,a la Alcazaba Antigua, a la Granada zirí.

La puerta en la plataforma de Vico
La puerta en la plataforma de Vico / Ideal

El reino independiente de Granada

Entre los grupos que tuvieron mayor protagonismo en la caída del Califato de Córdoba se encontraba la familia Zirí, bereberes norteafricanos que habían llegado a la península en el siglo X. Como premio a su apoyo, el califa Sulayman al-Mustain concedió a Zawi ibn Zirí el señorío de las ricas tierras de Elvira donde fundó el que sería primer reino independiente que conoció la historia de Granada. Cuando llegaron a sus nuevas propiedades, admiraron el magnífico emplazamiento de Granada y la prefirieron a Elvira, hasta entonces principal ciudad de la provincia. Zawi ibn Zirí estableció su corte en lo que hoy es el Albaicín y reparó y reconstruyó una muralla para defender su ciudad. Se conocen dos puertas de acceso a este primer recinto, el Postigo de León y la puerta Bab Qastar, o puerta del Castro.

Hisn Román

«Junto con Torres Bermejas, es uno de esos lugares simbólicos en la historiografía de Granada, porque se supone que ocultan las claves para conocer los siglos más oscuros de la historia de la ciudad, aquellos que van desde la caída del Imperio Romano hasta la invasión islámica», explica el arqueólogo Ángel Rodriguez Aguilera. Sin embargo hay poca bibliografía sobre este monumento, desconocido para muchos granadinos y que pasa desapercibido para el visitante porque se encuentra detrás de la pequeña ermita de San Cecilio el Santo Patrón de Granada.

Manuel Gómez Moreno Martínez la estudió y documentó en una obra que inconclusa: ‘Monumentos Arquitectónicos de España’. Volumen de Granada, del año 1907. Conocida en su época como puerta de Hernán Román o Fernán Román, el célebre arqueólogo granadino demostró que ese nombre se debía a un vecino que, allá por el siglo XVI, tenía una huerta cercana y no, como sostenía Luis del Mármol Carvajal, al topónimo de Hizna Román, Castillo del Romano o del Granado. Gómez Moreno la describe así en su ‘Guía de Granada’: «Ábrese entre gruesas torres y estaba cubierta por una bóveda semicilíndrica de piedra de la Malaha, así como las paredes interiores y algunas esquinas, donde las lajas aparecen dispuestas como en el puente del Jenil».

Grabado de Heylán
Grabado de Heylán / Ideal

A finales del siglo XVI, Luis del Mármol Carvajal dice de ella que es uno de los monumentos más antiguos de Granada. Acceso a la ciudad por el norte, «dejó de utilizarse tras la conquista y en los años previos su uso era residual, más un portillo que una puerta, pero siempre llamó la atención de todos por su arquitectura», continúa Rodríguez Aguilera. Para este arqueólogo, autor de 'Granada Arqueológica' su singularidad es el diseño: «me parece tremendamente singular en el panorama de Granada: dos grandes torres flanquean un arco de medio punto muy esbelto, de casi 6,5 metros de altura, que marca el paso y existe un uso de la fábrica de sillares a soga y tizón de tradición califas que la hace muy singular tanto, que quizás es el mejor ejemplo propagandístico de la edilicia zirí».

Una ermita en la muralla árabe

Caló en el imaginario granadino la idea de que en este lugar estuvo preso San Cecilio y algunos de sus discípulos antes de ser martirizados. César Girón en su libro ‘Iglesias de Granada’ apunta una tradición sobre la aparición en este lugar de una pequeña imagen del patrón de Granada. Una y otra leyendas son razones más que justificadas para que, en el siglo XVIII, se erigiera aquí una capilla en honor al Santo Patrón.

Plumilla de Villar Yebra
Plumilla de Villar Yebra

La ermita tiene una «humilde portada encalada en fábrica de ladrillo, compuesta por un arco de medio punto enmarcado por un alfiz adintelado. Sobre ella hay una hornacina también en ladrillo y encalada, en cuyo interior hay una imagen en piedra arenisca de San Cecilio», la describe Girón. El interior puede verse desde la reja que la cierra y solo se abre el día de su onomástica.

Recorrido de la muralla zirí

Camuflados en viviendas o integrados en construcciones más modernas, los restos de la muralla que aún se conservan permiten recorrer su trazado, un camino que comienza en la antigua puerta de Bab Qastar dónde hoy se encuentra la pequeña ermita de San Cecilio. Discurre camuflada entre las calles Cementerio de San Nicolás y Panaderos. Hay visible un torreón de esta muralla en el callejón de la Charca, cruz la calle Espaldas de San Nicolás y en laza con el torreón del carril de las Tomasas. Desde aquí desciende hacia el Darro por el carmen de Abén Humeya para enlazar con el torreón de la calle Guinea y, desde aquí, por San Juan de los Reyes hasta San Gregorio donde comienza de nuevo su ascenso por la calle Álamo del Marqueés, Cruz de Quirós y Carril de la Lona hasta la puerta Monaita para enlazar, de nuevo, con la puerta de Hernán Román.

Más información

Granada arqueológica. Ángel Rodríguez Aguilera. Colección Granada y sus pueblos. Caja General de Ahorros de Granada, 2001

Iglesias de Granada. César Girón. Editorial Almuzara, 2015

Guía de Granada. Manuel Gómez Montero. Editorial Universidad de Granada

Albayzín solar de Reyes. Gabriel Pozo Felguera. Colección Granada y sus pueblos. Caja General de Ahorros de Granada, 1999

La Granada Zirí, Almorávides y ALmohades. Camilo Álvarez de Morales/María Martín Noguerol. Colección Historia de Granada. Diario Ideal

7º Sem Jueves Mínimos Intervenciones arqueológicas en M Pérez I Bestué 03 07 2014

Fotos

Vídeos