ideal.es
Miércoles, 22 octubre 2014
claros
Hoy 16 / 31 || Mañana 15 / 32 |
más información sobre el tiempo
Estás en: > > >
La restauración del Castillo de La Herradura entra en su recta final

COSTA

La restauración del Castillo de La Herradura entra en su recta final

El Ayuntamiento pretende utilizarlo como centro cultural y museístico del municipio

09.02.11 - 01:45 -
En Tuenti
CerrarEnvía la noticia

Rellena los siguientes campos para enviar esta información a otras personas.

* campos obligatorios
Cerrar Rectificar la noticia

Rellene todos los campos con sus datos.

* campos obligatorios
Las obras de restauración del Castillo de La Herradura están a punto de finalizar. Con ello se recuperará uno de los monumentos históricos más grandes y mejor conservados del municipio sexitano que el Ayuntamiento de Almuñécar pretende destinar a Centro Cultural. Desde hace unos meses ya hay fecha para la nueva «toma» del mismo: 13 de marzo, con romería incluida similar a la que ya celebró en la inauguración del paseo del Velilla.
En estos días los obreros llevan a cabo los trabajos de acabado del acceso, los electricistas instalan la iluminación interna y externa, y se cuelgan las puertas en las distintas dependencias que han sido rehabilitadas. Además, decenas de camiones de arena, traídos desde Velilla, se han esparcido por todo el entorno para acondicionar el terreno donde también se han instalado numerosos puntos de luz por parte del Servicio de Mantenimiento municipal.
Han pasado más de cuatro años desde que el Consistorio adjudicó a la empresa Javier Dávila S. L. los trabajos -con algún parón de más de un año por medio-, por un importe de 1.090.302 euros y un plazo de ejecución fijado, al principio, de ocho meses. El proyecto fue incluido en el programa de la Junta denominado Proteja junto con fondos municipales y otros.
Hay recordar que fue el Ayuntamiento quien adquirió el Castillo de La Herradura en el 2005 al Ministerio del Interior por 600.000 euros. Tras esto firmó con el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) un convenio para el estudio, restauración y puesta en valor de la fortaleza. Más tarde se encargó a los arquitectos Antonio Orihuela y Antonio Almagro, dependientes del citado organismo del CSIC, el proyecto en el que se propuso una restauración total del recinto tanto de la parte exterior como interior del monumento. En base a todo esto se han desarrollado los trabajos.
Usos de las salas
La recuperación y puesta en valor del monumento como Centro Cultural se adapta bien a las características del edificio, que cuenta con espacios abovedados relativamente grandes, aunque con muy escasa iluminación natural. En este sentido los técnicos plantearon utilizar las cuatro salas principales de la mitad este de la edificación como zona de exposición permanente acerca de la arquitectura militar en el municipio de Almuñécar, ampliable al resto de la costa granadina, a lo largo de la Historia.
En el lado oeste se colocará el salón de actos en la sala más grande de todo el Castillo, con una capacidad para 60 asientos. A su lado se prevé instalar una sala de exposiciones temporales, unida por una puerta contigua a la anterior. Por tanto, se podrían usar ambas para una muestra temporal que requiriese mayor espacio. Las dos estancias de la esquina noroeste, a la segunda de las cuales se accede pasando por la primera, se han destinado a centro social para la realización de reuniones, clases, grupos de trabajo, seminarios, tal y como recoge el proyecto.
Los trabajos de limpieza de las salas abovedadas han sido importantes dado que éstas habían sido acondicionadas en las últimas décadas para destinarlas a siete viviendas que ocupaban los guardias civiles. Y es que el último uso que tuvo el Castillo desde 1940 a 2003 fue la sede del cuartel de la Guardia Civil que cubría la zona de La Herradura desde Cantarriján hasta Cotobro.
Precisamente, el mal estado y la caída de un falso techo de escayola de una de estas viviendas determinaron que los agentes desalojaran las dependencias y fuesen trasladados hasta el cuartel de Almuñécar.
Hallazgos
Durante estos trabajos de limpieza, una vez eliminadas las capas de pintura recientes, se han encontrado interesantes grafitis antiguos sobre los revocos originales en muchas de las dependencias. Tenían representaciones de barcos, fachadas de edificios, figuras ecuestres, rótulos, etc., y han sido estudiados por el especialista del LAAC, José Ignacio Barrera Maturana, y conservados.
Por otra parte, como consecuencia de las excavaciones realizadas en la parte delantera del Castillo fueron hallados dos de los cuatro cañones con que contaba la fortaleza herradureña. Uno está bien conservado pero el otro está troceado, por lo que no se descarta la posibilidad de restaurarlo más adelante. Otra limpieza importante ha sido la demolición de las edificaciones contemporáneas que había en el espacio previo a la entrada, que eran destinadas al cuerpo de guardia y a la atención al público durante los más de sesenta años de funcionamiento como cuartel de la Guardia Civil.
También se recupera el puente levadizo con su foso correspondiente. Así como en la zona exterior se puede apreciar los niveles originales del terreno. También el espacio que destinaban los agentes como huerto agrícola se ha dotado de un parque público con arbolado en el perímetro exterior, para lo cual se han habilitado servicios públicos e instalados bancos.
En Tuenti
La restauración del Castillo de La Herradura entra en su recta final

Los obreros ultiman los detalles y arreglan los alrededores del Castillo de la Herradura que muy pronto volverá a estar en uso. :: J. M. DE HARO

Ideal.es

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.