Trasladan al Ruiz de Alda a cuatro heridos en la fuga de Cervezas Alhambra

FERMÍN RODRÍGUEZ

Hay ocho bomberos afectados por la inhalación de un gas que ha impregnado la zona de un fuerte olor a amoniaco

J. R. VILLALBA Y J. MORALES GRANADA

La cuesta de las Cervezas Alhambra ha quedado acordonada a mediodía, diez minutos después de que el servicio de Emergencias recibiera un aviso para asistencia sanitaria en la fábrica granadina, según los primeros indicios por la fuga de algún gas. Cuatro trabajadores han sido trasladados al hospital Ruiz de Alda y hay ocho bomberos afectados por la inhalación de un gas que ha impregnado la zona de un fuerte olor a amoniaco.

Por el momento, no pueden acceder vehículos privados ni peatones a la carretera de Murcia. En su interior siguen un camión de bomberos y un todoterreno. La Policía ha pedido a los vecinos y comerciantes que no se asomen a los balones ni puertas de sus domicilios. Los curiosos permanecen tras las ventanas.

Al filo de las 12.30 han salido del recinto de la fábrica dos ambulancias y ha accedido al mismo una tercera. La ‘alarma’, un pitido que según algunos vecinos empezó a sonar hacia las diez de la mañana, no ha dejado de hacer ruido mientras bomberos, Policía Local, Policía Nacional y vehículos sanitarios trabajaban en la zona. A las 12:55 han accedido a la fábrica un nuevo camión de Bomberos y otra ambulancia del 061.

En talleres Alhambra, frente a la fábrica, José Antonio explicaba que ha visto salir una columna de humo casi a las doce, pero que “el pito que alerta de la fuga llevaba desde las diez de la mañana pitando, aquí no se podía respirar”. La dueña de autoservicio Victoria comentaba que ha visto diez policías pasar. Charlaba con una vecina que también ha detectado el olor, que se extiende hacia la zona de Cartuja.

Fotos

Vídeos