Roban por segunda vez la placa dedicada al músico Joe Strummer en el Realejo

La huella de los vándalos. /Alfredo Aguilar
La huella de los vándalos. / Alfredo Aguilar

El hurto coincide con el aniversario del fallecimiento de la 'rock star', un 22 de diciembre de 2002

Javier F. Barrera
JAVIER F. BARRERAGRANADA

Vándalos, gamberros, fans, desaprensivos, seguidores, idólatras, da igual. La placa de azulejo de Fajalauza dedicada a Joe Strummer, el mítico componente de la banda británica The Clash, que da nombre a la plaza que el Ayuntamiento de Granada le dedicara en mayo del año 2013 en la subida al Realejo por la Cuesta de Escoriaza, ha sido robada. Ha sido sustraída por segunda vez.

Al calor de la festividad de Nochebuena y Navidad, alguien ha decidido privatizar el sentir popular, la muestra de agradecimiento, la señal de respeto, el homenaje perenne y constante que la ciudad de Granada hace en este pequeño rincón de la ciudad de la Alhambra a un músico único y a un grupo de rock mítico que llevó el nombre de Granada por todo el mundo gracias a la canción 'Spanish Bombs', que habla de la ciudad y del poeta Federico García Lorca, que maravillaba al músico Joe Strummer.

Quizá sea una especie de recuerdo de aniversario, ya que Joe Strummer, nacido John Graham Mellor en Ankara, Turquía, un 21 de agosto de 1952, falleció en Somerset (UK), un 22 de diciembre de 2002.

El bueno de Strummer vivió y bebió y amó en Granada y en sus bares. Se instaló también en el Cabo de Gata donde asimismo dejó profunda huella por su campechanía y talento. Potencia intelectual y musical que le llevó a producir vinilos de 091, esa banda de rock que ha sido el germen de Granada Ciudad del Rock.

De ahí la valía sentimental que no crematística de un azulejo de Fajalauza que reconoce el trabajo y dedicación del músico Strummer de la banda The Clash a la ciudad de Granada y sus entonces jóvenes músicos. Por eso la roban, para llevarse un trozo de historia que pertenece a todos.

Objeto de deseo

La primera vez que este codiciado objeto de deseo que es la placa de Joe Strummer fue sustraído fue este mismo año, en torno al puente del Día de Andalucía, a finales del mes de febrero.

Al igual que ahora, era cuestión de tiempo que la placa del mítico músico, icono punk y granadino confeso y converso volara. Aquella vez, al igual que ahora en diciembre, el ladrón desatornillaba los cuatro tornillos que unían la placa de cerámica de Fajalauza al murete que circunda la placeta que lleva su nombre en la Cuesta de Escoriaza para acceder al Realejo.

La placa de Joe Strummer en Granada sigue la estela de los grandes músicos del Rock con calles y plazas dedicadas de igual forma en ciudades como Nueva York (Ramones) o Leganés (la banda de rock AC/DC). Todas son robadas.

Fotos

Vídeos