"¡Me rindo! Dadme un papel en blanco y pongo mi sangre"

"¡Me rindo! Dadme un papel en blanco y pongo mi sangre"

La Policía reduce a un joven extranjero fuera de sí en los juzgados de Granada

YENALIA HUERTASGranada

Hasta tres agentes de la Policía Nacional han tenido que intervenir esta mañana en los juzgados de la Caleta para lograr reducir a un joven extranjero, de unos veinte años, que se encontraba fuera de sí.

Las voces del chico, que estaba acompañado de una joven y su padre y permaneció inmovilizado al menos 20 minutos por los agentes en el suelo, se escuchaban desde el hall de entrada al edificio. "¡Me rindo! Dadme un papel en blanco y pongo mi sangre", llegó a decir gritando.

El suceso causó un notable revuelo en la primera planta del edificio -el chico estaba justo en la puerta de la Fiscalía del Juzgado de Violencia sobre la mujer número 2 de Granada-. Todo culminó con el ingreso psiquiátrico del joven, que fue trasladado en ambulancia hasta el hospital Virgen de las Nieves de la capital.

Al parecer, según comentaron algunos de los testigos presentes durante la actuación policial, la posible adopción de una "orden de alejamiento" de su pareja le habría provocado ese estado de alteración. La Policía Nacional informó a IDEAL que el extranjero no ha sido detenido, sino que se ha acordado "su ingreso psiquiátrico".

También acudieron al lugar de los hechos dos médicos forenses y dos agentes de la Guardia Civil de la Caleta.

Fotos

Vídeos