Rescatan grave a un anciano en su piso tras tres días sin comer ni beber por una caída

Bomberos y personal sanitario en el inmueble donde fue rescatada esta persona mayor.
Bomberos y personal sanitario en el inmueble donde fue rescatada esta persona mayor. / FERMÍN RODRÍGUEZ

Fue trasladado a un hospital y en la vivienda, ubicada en el Zaidín, había un hijo suyo de 50 años y con las facultades mentales mermadas

JOSÉ R. VILLALBAGRANADA

Bomberos del Parque Sur de Granada rescataron ayer a un anciano de 79 años de su vivienda de la calle Blas Infante del Zaidín que llevaba tres días sin comer ni beber tras sufrir una caída y quedar inmovilizado en el suelo. No estaba solo, compartía techo con un hijo suyo de 50 años que sufre una severa discapacidad mental. El rescate sucedió sobre las 13.12 horas de ayer.

Los dos fueron trasladados a un centro sanitario de la capital granadina. El padre se encontraba en avanzado estado de deshidratación e inanición, mientras que el hijo aparentemente no presentaba un estado de salud demasiado deteriorado, según informaron ayer fuentes consultadas entre los bomberos participantes en el rescate.

Los vecinos del inmueble fueron quienes echaron de menos a su vecino desde hacía tres días. Según testimonios recogidos por este periódico, las relaciones del anciano rescatado con los residentes en su mismo edificio no eran fáciles, debido a que es un hombre que «suele dar muchas voces» y «siempre se está quejando» por asuntos baladíes. Ese silencio y ausencia de gritos, tan habituales entre el vecindario, fue lo que dio la voz de alarma. Un vecino del rescatado fue quien llamó a los servicios de emergencia para que intentaran entrar en la vivienda del rescatado.

Bomberos del Parque Sur de Granada se desplazaron al inmueble pero, viendo que nadie les abría la puerta y antes de derribar la misma, solicitaron un camión con autoescalera para subir a la octava planta y entrar por la ventana. Así lo hicieron, en compañía de agentes de la Policía Local de Granada porque no sabían qué podían encontrarse dentro. Tras acceder por la ventana del piso, ubicado en la octava planta del edificio, se encontraron a esta persona mayor en muy mal estado de salud con una intensa deshidratación e inanición tras sumar 72 horas sin comer ni beber. El hijo de este hombre, sin embargo, se encontraba en la cocina friendo unos filetes en una sartén y con claras muestras de tener sus facultades mentales bastante mermadas.

Un dispositivo sanitario de cuidados críticos fue el encargado de trasladar a estas dos personas a un hospital de la capital granadina, mientras que el asunto ya ha sido puesto a disposición de los servicios sociales municipales para tratar de buscarle un recurso a este anciano y otro para su hijo, en aras de evitar que un suceso de esta índole vuelva a repetirse.

Fuentes de los servicios de emergencias consultados por este periódico dijeron ayer que este hombre habría podido perder la vida si se hubiera prolongado unas horas más su rescate, debido al mal estado de salud que presentaba.

Otro caso reciente

No queda demasiado lejos el rescate de un anciano de Dúrcal que perdió la vida hace un par de semanas después de ser rescatado en su vivienda tras llevar varios días sin dar señales de vida.

Bomberos y Policía Local se lo encontraron en muy mal estado de salud en el interior de una vivienda que tenía alquilada en Dúrcal. A los pocos días falleció en un hospital de Granada.

Bomberos y Policía Local de Granada, según fuentes consultadas, no pasan más de una semana sin acudir a un domicilio para rescatar a una persona de avanzada edad que ha podido sufrir una caída y se encuentra inmovilizada; al finalizar el año se suelen efectuar más de un centenar de servicios humanitarios de este tipo. «Los servicios de teleasistencia han permitido que este tipo de población esté mucho más controlada, pero no todo el mundo dispone de este servicio que suele ser gratuito o de coste muy bajo», advierte un policía local de Granada consultado por este periódico.

Los vecinos del edificio de la calle Blas Infante donde vive este anciano le han salvado la vida, gracias a la intervención de Bomberos y Policía Local.

Fotos

Vídeos