Fútbol

Quique Pina, a la cárcel sin fianza

Quique Pina, tras su detención./EDU BOTELLA / AGM
Quique Pina, tras su detención. / EDU BOTELLA / AGM

El juez de la Audiencia Nacional De la Mata dicta prisión incondicional para el expresidente del Granada acusado de blanqueo de capitales

COLPISA

El juez de la Audiencia Nacional José de la Mata decretó este viernes prisión incondicional sin fianza para Quique Pina, ante la posibilidad de que destruya pruebas, después de que el actual consejero delegado del Cádiz y agente de futbolistas prestase declaración, dos días después de ser detenido por la Policía Nacional en Molina de Segura (Murcia), acusado de blanqueo de capitales procedentes de traspasos irregulares de jugadores durante su etapa como presidente del Granada. A Quique Pina también se le imputa un presunto delito de insolvencia punible y otro contra la Hacienda Pública, tras una operación llevada a cabo por la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía que se saldó el miércoles con la detención del empresario murciano.

Durante la denominada ‘operación Líbero’ se registró el domicilio de Quique Pina en la localidad en la que reside, además de las dependencias del Granada y del Cádiz, que se han desvinculado de las actividades llevadas a cabo por quien fuera máximo dirigente del club nazarí entre 2009 y 2016 y han manifestado su disposición a colaborar con la justicia. Quique Pina, también director deportivo del Cádiz en la actualidad, pasó este viernes a disposición judicial y, después de que el juez De la Mata le tomase declaración durante tres horas, el magistrado decretó su ingreso en la cárcel y levantó el secreto de la causa.

Información relacionada

Los investigadores de la UDEF de la Policía Nacional y de la Agencia Tributaria pudieron descargar el miércoles de los ordenadores de las oficinas del Granada la documentación que Quique Pina no logró llevarse el pasado mes de junio de 2016, cuando Gino Pozzo, el propietario de la entidad por aquel entonces, le prohibió la entrada a las instalaciones del club andaluz, según anunció el diario ‘Ideal’. Dicho registro puso en manos de las fuerzas de seguridad «información muy valiosa» sobre el empresario murciano y sus operaciones al frente del Granada, tal y como reconoce dicho periódico.

Entre las presuntas irregularidades cometidas por Quique Pina destacan los traspasos del brasileño Guilherme Siqueira y el francés Allan Nyom, que llegaron al Granada de la mano de la familia Pozzo, benefactora del empresario murciano durante su etapa de presidente. A ambos jugadores los cedió el Udinese al Granada, que después traspasó a Siqueira al Atlético de Madrid por 10 millones de euros y a Nyom al Watford inglés, otro club propiedad de la familia Pozzo, hasta que la pasada temporada el francés dejó de pertenecer a los italianos y fue transferido al West Bromwich Albion por 4,7 millones.

Fotos

Vídeos