Ideal

Lanjarón inaugura el 'Mirador de los Héroes' por los tres fallecidos en el incendio del 'Pub Nacional'

  • El lugar ocupa más de un millar de metros cuadrados de superficie y ha sido dotado de un monolito y tres olivos centenarios

El Ayuntamiento de Lanjarón ha rendido un emotivo homenaje póstumo a tres de sus vecinos: Antonio Castro Moreno, Miguel Ángel Maya Heredia y Francisco Vicente Manrique Gómez, fallecidos a causa de un fuego, al parecer intencionado por un vecino (que también falleció) en el triste suceso acaecido en el ‘Pub Nacional’, cuando los lanjaronenses disfrutaban el pasado año de sus fiestas en honor a San Juan. Escenas de dolor se observaron durante el acto.

Los familiares de los homenajeados, arropados por centenares de personas, estuvieron presentes en el acto. También, acudieron el alcalde de Lanjarón, Eric Escobedo; el párroco, Antonio Jesús Heredia; el capitán de la Guardia Civil con sede en Órgiva, Jesús Ricardo Mira, los tenientes Carlos Javier Alberto Paniza y Manuel Moya; el juez de paz, Rafael Pereira… La banda de música de Lanjarón, dirigida por Javier Giner, y compuesta por 52 músicos, interpretó tres piezas que evocaron tristeza: ‘Ivanhoe’, ‘Fate Of The Gods’ y ‘Ammerland’, terminando su actuación con himno de Lanjarón.

El ‘Mirador de los Héroes’, bendecido por el sacerdote, está situado frente a ‘La Casita de Papel’ en un terreno de más de un millar de metros cuadrados de superficie provisto de tres olivos centenarios de ‘La Haza del Olivo’ y plantados en este lugar y de un monolito de piedra reciclada dotado de varias placas para que perduren en el recuerdo los tres homenajeados. Desde este lugar se divisa, entre otras cosas, el mar Mediterráneo, la Sierra de Lújar, el ‘Tajo Colorao’, el castillo árabe, ‘Las Higueruelas’, ‘La Pelegrina’, ‘Las Ollas’, ‘El Secadero las Piñas’, ‘Cantamarí’, ‘La Haza del Olivo’ y parte del casco urbano de Lanjarón.

Una de las placas instalada en el monolito reza lo siguiente: "En memoria de los héroes que dieron su vida por salvar la de otros y evitar una tragedia mayor durante los hechos ocurridos el 25 de junio de 2016. El pueblo de Lanjarón les estará eternamente agradecido y mantendrá siempre vivo su recuerdo".

Antonio Castro Moreno, Miguel Ángel Maya Heredia y Francisco Vicente Manrique Gómez perdieron la vida en distintas fechas para evitar desgracias mayores en el ‘Pub Nacional’ de Lanjarón. La persona que provocó el fuego fue la primera en fallecer calcinada y al parecer lo hizo como protesta por los ruidos en dicho establecimiento.

Los hechos se produjeron el día 25 de junio de 2016. Según algunos vecinos del pueblo, "hacia las 16.36 horas de la tarde, hora y media antes de que comenzará el desfile de ‘La Pública’, un vecino de Lanjarón, cuya casa familiar se encuentra enfrente, entró en el interior de ‘Pub Nacional’ desesperado y prendió fuego con gasolina a las personas que días después fueron falleciendo debido a las fuertes quemaduras que sufrieron. Las tres personas se enfrentaron a la persona que prendió fuego y dieron sus vidas para salvar a otras muchas personas que se encontraban en esos instantes en el establecimiento de copas, convirtiéndose así en unos verdaderos héroes reconocidos por el Ayuntamiento y el pueblo entero".

El incidente conmocionó a los habitantes de Lanjarón. El Ayuntamiento suspendió el desfile de ‘La Pública’ y celebró un pleno extraordinario decretando tres días de luto y haciendo ondear sus banderas a media asta. También, hubo heridos en este incidente. Hubo comentarios que hablaban de un presunto conflicto por los ruidos que emitía el pub incendiado, mientras que otras personas apuntaron a la existencia de una supuesta enemistad entre un fallecido y una de las personas que se encontraba en el local.

El alcalde de Lanjarón indicó, entre otras cosas, que "en la historia de Lanjarón no se recuerda un acto semejante, por la dureza, por el horror que se vivió y por la barbarie del incidente que se llevó la vida de tres de nuestros amigos. Tres personas importantes para todos nosotros que dejan una huella imborrable en nuestras vidas. Tres familias muy conocidas y queridas en Lanjarón, que simbolizan nuestros valores y el espíritu lanjaronense. Este vacío que deja en nuestros corazones es insalvable, especialmente para sus familiares y amigos. Este homenaje es para ellos, para sus familias, para sus amigos, y para todos los que de alguna forma nos sentimos tristes en su ausencia, pero a la vez orgullosos, ya que gracias a ellos se pudieron salvar otras vidas".

Por su parte, el capitán de la Guardia Civil, Jesús Ricardo Mira, dijo en su alocución, entre otras cosas, que "nos hemos reunido aquí para honrar a aquellos que fallecieron ya hace casi un año en el trágico suceso que ocurrió en Lanjarón, y que nos conmocionó, coincidiendo en lo apropiado del nombre por el que se bautiza este ‘Mirador de los Héroes’. Porque no hay duda de que lo fueron evitando aún más víctimas con su arrojo y determinación. Es mi deber como representante de la Guardia Civil en la Alpujarra, y teniendo conocimiento de la inmejorable integración que tienen los componentes del puesto de Lanjarón y sus familias en ésta acogedora localidad, sumarnos al dolor de éste trágico suceso del que también han sido víctimas, amigos y familiares de compañeros nuestros".

Por último, el párroco de Lanjarón dijo, entre otras cosas, que "los tres olivos centenarios plantados en el ‘Mirador de los Héroes’ simbolizan la paz y el alivio. El aceite de oliva aparte de ser alimento sirve también para sanar heridas porque es bálsamo. También, los aceites de la iglesia se hacen para los enfermos. La paloma de la paz lleva también una ramita de olivo. A un servidor le ha encantado que el ‘Mirador de los Héroes’ que he bendecido lleve además del monolito de piedra tres olivos porque simbolizan la paz que deseamos para todo el mundo".